Xfera renuncia a montar su propia red y alquila las estaciones a Acesa

Xfera, uno de los consorcios adjudicatarios del nuevo móvil, ha renunciado a ejecutar parte de la inversión comprometida en el proyecto. En plena incertidumbre sobre el marco legal del negocio, el nuevo operador desiste de ejecutar directamente las estaciones base de la primera fase de la red, que será desarrollada por el grupo Acesa. Xfera ya ha firmado el alquiler al grupo catalán de las 1.000 primeras estaciones, que serán utilizadas también por otros operadores, según avanzó ayer la dirección de Acesa.

Xfera ha renunciado a ejecutar parte del plan de inversiones al que se comprometió cuando se adjudicó la nueva licencia móvil de tercera generación. El consorcio no ejecutará de forma directa la red de estaciones base para la transmisión de señales, cifrada en ese primera etapa en 1.000 emplazamientos. Esta infraestructura, que incluye las torres de repetición y los edificios, será desarrollada por Tradia, sociedad controlada en el 87% por Autopista Concesionaria Española (Acesa).

Tradia, que dispone ya de 500 estaciones base, ha firmado un contrato para alquilar a Xfera 1.000 emplazamientos antes de 2002, según explicó ayer el director general de Acesa, Salvador Alemany. En estas instalaciones, la licenciataria de móvil instalará los equipos de infraestructura de red adquiridos a Nortel y Ericsson. Acesa es socio de Xfera, donde controla el 5,7% del capital.

Tradia prevé contar con 4.000 estaciones de reenvío de señales antes de 2004, cifra que coincide exactamente con los planes de despliegue de red de Xfera. Sin embargo, la filial de Acesa pretende alquilar la capacidad excedentaria de transmisión a otros operadores de móvil, operadores de televisión y radio digital, bucle de acceso local vía radio y trunking digital.

Ingresos

Los ingresos de Tradia, según detalló Alemany, provendrán de un alquiler por estación base, modulado por el nivel de utilización a partir del momento en que la red esté disponible. El servicio UMTS no podrá prestarse antes de 2003 por no estar preparada la tecnología.

Fuentes cercanas a Xfera aseguran que la compañía ha revisado los planes de inversión en la red que había anunciado. En principio, tenían previsto instalar antes de agosto de 2001 un total de 4.000 estaciones base con una inversión de unos 700.000 millones de pesetas.

La endiablada evolución del sector de la telefonía móvil en los últimos meses con la imposición de un incremento del canon por el uso del espectro radioeléctrico, así como los retrasos en el desarrollo de los equipos del estándar celular de tercera generación UMTS han obligado a replantearse los planes. Ahora, se considera que con 1.000 estaciones se puede iniciar el servicio.

Acesa invertirá 50.000 millones de pesetas hasta el año 2004 en desarrollar su red de telecomunicaciones, según informó ayer Salvador Alemany. Su actividad en telecomunicaciones se realiza a través de Acesa Telecom, cuya creación el año pasado supuso una inversión de 20.000 millones. Acesa, controlada por La Caixa, tiene como actividad principal la explotación de autopistas, a la que se suman el negocio de aparcamientos y la logística.

En 2000 Acesa invirtió 115.000 millones, destinados básicamente a comprar una participación del 3,8% en la red italiana de autopistas, Autostrade, y a hacerse con el control de la Autopista del Oeste en Buenos Aires. Alemany advirtió que 2001 será un año "de consolidación". Las inversiones ya comprometidas para los próximos tres años ascienden a unos 30.000 millones..

De cara al futuro, Acesa está interesada en ampliar su presencia en Suramérica, en concreto en Mercosur. También desea crecer a través del nuevo plan de autopistas en España y Portugal, de la privatización de ENA, y quiere desarrollar su actividad logística. El impacto en Acesa de la congelación de peajes el año 2000 ha sido de 1.250 millones en cifra de negocios y de 800 millones de pesetas en resultados.