El PPE intenta diluir el papel de De Palacio en el fraude del lino

La poderosa Comisión de Control Presupuestario del Parlamento Europeo aprobó ayer un informe preliminar sobre lucha contra el fraude en el presupuesto comunitario en el que destaca la sospecha de que en España se produjeron "fraudes graves en relación con las ayudas comunitarias para el cultivo del lino".

El informe, cuyo ponente ha sido el eurodiputado socialista austriaco Herber Bösch, movilizó a los eurodiputados populares españoles para diluir las referencias a la responsabilidad en el fraude del lino de la entonces ministra de Agricultura y hoy comisaria europea de Energía y Transporte, Loyola de Palacio.

La estrategia de estos eurodiputados apunta a responsabilizar del fraude a las autoridades regionales que tramitaron las ayudas.

El borrador final, aprobado con los votos de los socialistas europeos, menciona que "se solicitaron ayudas a la producción [del lino]", que efectivamente "fueron concedidas por las Administraciones regionales". El informe recuerda, no obstante, que corresponde a la Oficina de Lucha Antifraude de la UE (OLAF) dilucidar "si las autoridades españolas competentes cumplieron o no con su deber de vigilancia", pero no se pronuncia sobre a quién corresponde esa última responsabilidad.

Informe de la OLAF

El director de la OLAF, Brüner, presente ayer en la reunión de una comisión que alcanzó gran renombre tras derribar al anterior Ejecutivo comunitario con su denun-cia del fraude sistemático en la gestión del erario público, anunció ayer que concluirá sus investigaciones finales sobre el fraude del lino a mediados del próximo mes de marzo y entonces se sabrá a quién apunta en concreto la acusación.

El informe preliminar de la Comisión puntualiza que, en cualquier caso, corresponde a "la justicia española aclarar las responsabilidades penales". En este sentido, el europarlamentario popular Javier Pomés, apremió a la justicia española para que actúe con celeridad en este caso.

Por otra parte, fuentes del Grupo Socialista español en el Parlamento europeo no descartaban ayer presentar nuevas enmiendas antes de que el informe sobre el fraude se debata definitivamente en el pleno que la Eurocámara celebrará el próximo mes de marzo.