_
_
_
_
_

Lufthansa evita dos días de huelga con una mejora salarial a sus pilotos

Solo el pasado viernes tuvo que cancelar 800 vuelos en Alemania

El consejero delegado de Grupo Lufthansa, Carsten Spohr.
El consejero delegado de Grupo Lufthansa, Carsten Spohr.
CINCO DÍAS

Lufthansa y sus pilotos alcanzaron ayer un acuerdo salarial, evitando la huelga programada para hoy y mañana, según informó el sindicato Vereinigung Cockpit en un comunicado.

En concreto, el texto concretaba que “se acordó el núcleo de un amplio paquete de cuestiones monetarias y estructurales, que está a la espera de una mayor elaboración en los próximos días”. Para el presidente de Política de Negociación Colectiva del sindicato, Marcel Gröls, el acuerdo era muy positivo. “Hoy se han dado importantes primeros pasos hacia una cooperación sostenible”, remarcó.

El sindicato pedía un aumento salarial del 5,5% para este ejercicio y una subida anual del 8,2% a partir de 2023 para compensar la congelación y el fuerte desvío previsto en la inflación. La lista de reivindicaciones incluía un total de 16 puntos individuales.

A la espera de conocer las cifras oficiales del preacuerdo, que no se hicieron oficiales al cierre de esta edición, Lufthansa aclaró que ofrecería “una oferta mejorada” en la reunión de hoy. Hasta ahora había ofrecido un aumento de 500 euros a partir del 1 de septiembre de 2022 y de 400 euros a partir del 1 de abril de 2023.

De esta forma, la aerolínea alemana evitó una nueva convocatoria de huelga, aunque ya sufrió las consecuencias al tener que cancelar 800 vuelos el pasado viernes en los aeropuertos de Frankfurt y Munich (Alemania) por una jornada convocada por el sindicato para presionar a la empresa a subir los salarios.

Unas reivindicaciones salariales que chocan con las previsiones optimistas de la compañía. El consejero delegado de Lufthansa, Carsten Spohr, anunció el pasado lunes que la aerolínea prevé contratar a 20.000 nuevos empleados hasta el final de 2023 como consecuencia de la recuperación de la industria aérea tras dos años de parálisis como consecuencia de la crisis del coronavirus.

Lufthansa es la última de las aerolíneas que ha pactado mejoras salariales con sus empleados. Norwegina pactó en junio un alza salarial del 3,7% para sus pilotos, además de otros beneficios. SAS y Ryanair también firmaron mejoras con sus pilotos, mientras que British Airways y KLM lo hicieron con el personal de tierra, que amenazó con huelgas en temporada alta.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_