_
_
_
_
_
Valor a examen

Fluidra se hunde ante la amenaza de recesión

Es el peor valor del Ibex en 2022 con una caída del 54%

Laguna panorámica situada en la zona termolúdica de Caldea, en Andorra, construida por Fluidra.
Laguna panorámica situada en la zona termolúdica de Caldea, en Andorra, construida por Fluidra.

Fluidra parece hundida. Comenzó una trayectoria descendente hace casi un año que aún no ha frenado. Desde el récord que alcanzó en septiembre de 2021, ha perdido el 56% y ha regresado al nivel de cotización que tenía en noviembre de 2020.

El profundo bache que atraviesa la fabricante de piscinas y de equipamientos welness la ha situado a la cola del Ibex en 2022, con un descenso del 54%. Atrás queda la euforia de­sa­tada por el valor y Joaquín Robles, analista de XTB, explica los motivos: “Ha incrementado tanto sus ingresos por ventas como sus beneficios, pero no ha logrado cumplir con las expectativas de los inversores”. De hecho, la propia compañía ha recortado las previsiones que barajaba para el conjunto de 2022. “Aquí puede estar el problema. Sube más de un 100% desde que estalló la pandemia, y desde marzo de 2020 hasta el máximo histórico ganó más de un 250%. Puede ser otro caso de empresa que descontó unas expectativas de crecimiento condicionadas por la fuerte demanda posterior al Covid y, aunque ha logrado crecer, no ha podido cumplir con lo esperado”, añade Robles.

Durante este tiempo, Fluidra se ha topado con un estrechamiento de los márgenes de beneficios por las subidas de las materias primas y una caída de la demanda por el temor a una desa­celeración económica y la subida de los tipos de interés. Las alzas de tipos añaden presión sobre “los seis programas de pagarés para reunir financiación”, detalla el experto de XTB. La última emisión se realizó el pasado junio en el MARF por un saldo vivo por hasta 150 millones de euros.

Robles no descarta que Fluidra “pueda seguir estableciendo nuevos mínimos durante los próximos meses “ y opina que “para valorar su inversión antes debe frenar las caídas y estabilizar su cotización”.

Por otro lado, los hedge funds han añadido más presión sobre el valor en los dos últimos meses. Según consta en la CNMV, tienen posiciones cortas iguales o por encima del 0,5% del capital Fosse Capital Partners (0,54%), Kintbury Capital (0,60%) y AQR Capital Management (0,51%).

Pero a pesar de que el temporal azota sobre la empresa, el consenso del mercado se inclina por comprar (un 72,2% sobre el total de Bloomberg). El 22,3% opta por mantener, y solo hay un consejo de venta, el de Kepler Cheuvreaux. El potencial de revalorización es de los más altos del mercado, del 80% con respecto a un objetivo de 29,71 euros. Según Morningstar está infravalorada, y la valora en 26,46 euros.

Julián Pérez, de Intermoney Valores, defiende que siguen recomendando comprar, con una valoración incluso por encima de la media, de 35 euros. “La actividad de Fluidra sigue teniendo un gran crecimiento a medio y largo plazo, con una fuerte generación de caja basada en los ingresos recurrentes del negocio de mantenimiento, así como un sólido balance refinanciado en el primer trimestre de 2022 con vencimientos en 2027 y 2029, y un endeudamiento sostenible”. “Cotiza con un PER de 10 veces, cuando su media de los últimos años y la del sector está por encima de las 20 veces”. Pérez añade que “los volúmenes de ventas se han mantenido sólidos y esperamos que, a medida que se vayan haciendo efectivas las últimas subidas de precios y se normalice la cadena de suministro, los márgenes se recuperen”.

Bankinter en cambio ha optado por una posición neutral. “Creemos improbable que pueda repercutir íntegramente en los precios finales la subida de costes derivada de la inflación; el rápido ascenso de los tipos en Estados Unidos (donde tiene el 40% de las ventas) enfriará el mercado inmobiliario americano, con una reacción similar en la construcción de nuevas piscinas, y la posibilidad de una recesión afectaría a la demanda”, explica el banco.

Por su parte, Álvaro Arístegui, de Renta 4, se muestra prudente: “Está por ver si la fortaleza de la demanda del primer semestre aguanta los pró­ximos”.

Por encima de la OPV y con el dividendo al alza

Cotización. Fluidra salió a cotizar en octubre de 2007 a un precio de 6,5 euros por acción. Aun con el fuerte recorte que ha sufrido en los 12 últimos meses, mantiene una revalorización del 154% desde la OPV que le otorga una capitalización por encima de los 3.200 millones de euros. En marzo de 2021 se incorporó al Ibex para sustituir a Bankia tras completarse su fusión con CaixaBank.

Dividendo. El pasado 7 de julio hizo efectivo el pago de un dividendo por acción de 0,43 euros, de acuerdo a los resultados de 2022. Según el calendario previsto, el 3 de noviembre hará otro abono de 0,42 euros, lo que sumará un total de 0,85 euros y supondrá un incremento del 112% sobre la retribución de 2021, año en el que ya lo subió un 90% (0,40 euros). El pay out llega al 49% y la rentabilidad sobre el precio actual, al 4,8%.

M&A. Entre las últimas operaciones corporativas que ha realizado se encuentra la adquisición del 100% del capital social de la danesa Swim & Fun, y el acuerdo para fusionar su filial húngara con el grupo Kerex, líder en el país en el negocio de distribución de equipamiento de piscina.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_