Banca

Estalla la cúpula de Credit Suisse en España y propicia la salida de su consejero delegado

El choque con el fichaje estrella de Nacho Moreno propicia la dimisión del histórico Wenceslao Bunge

Wenceslao Bunge, exconsejero delegado de Credit Suisse en España.
Wenceslao Bunge, exconsejero delegado de Credit Suisse en España.

Wenceslao Bunge, el consejero delegado de Credit Suisse en España, ha decidido abandonar el grupo tras más de 30 años en la entidad. Su salida se produce después de que el banco suizo fichase a Nacho Moreno, provinente de Barclays, como responsable de banca de inversión del banco. Y el flamante fichaje con el que la entidad quiere atacar al pódium de la banca de inversión en España.

Hay un refrán tradicional que dice que dos gallos son demasiados para un mismo corral. Y, aunque un banco de inversión no es un gallinero, el choque de egos es una constante. Máxime cuando dos grandes tótems del sector coinciden en la misma entidad. Esto parece ser lo ocurrido en Credit Suisse, uno de los principales bancos de inversión que operan en España, cuya cúpula acaba de saltar por los aires.

Hace en torno a un mes, el banco anunció el flamante fichaje de Nacho Moreno como su responsable de banca de inversión en España y Portugal. Moreno tenía una carrera de más de dos décadas en Barclays, donde era el responsable de este área de negocio desde 2018. Y se congratulaba de haber trabajado en algunas de las principales operaciones del mercado corporativo español en los últimos años, como la opa de KKR, Cinven y Providence por MásMóvil, la salida a Bolsa de Wallbox en Wall Street, la opa de IFM sobre Naturgy o la OPV de Acciona Energía.

En un primer momento, Credit Suisse aseguró en un comunicado de prensa que Moreno trabajaría  codo a codo junto con el que había sido alma máter del banco suizo en España, Wenceslao Bunge. Y le confirmaba como consejero delegado de la entidad en España y Portugal, puesto que ocupaba desde 2017.

Tanta cordialiadad es ya agua pasada. Bunge ha decidido por sorpresa no solo dejar este cargo, sino también abandonar el banco en el que ha desarrollado la mayor parte de su carrera profesional. Emilio Gallego, actual responsable de operaciones del área de banca de inversión, será el responsable de tomar el testigo de manera provisional. El banco se pone ahora manos a la obra para buscar un nuevo CEO que pueda convivir con su flamante nuevo banquero estrella, que se incorporará, entre un ruido de sables ensordecedor, a su nuevo trabajo el 1 de septiembre.

Normas
Entra en El País para participar