Consumo

EE UU retirará del mercado los cigarrillos electrónicos de Juul

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA en inglés) prepara su prohibición, según el Wall Street Journal. Es la líder del mercado en el país

Altria, que pagó 12.800 millones en 2018 por el 35%, cae un 10% en Bolsa

EE UU retirará del mercado los cigarrillos electrónicos de Juul

La Administración de Alimentos y Medicamentos de EE UU, la FDA por sus siglas en inglés, prepara la inminente retirada del mercado de los cigarrillos electrónicos de Juul, la compañía que lidera este segmento en el país. Según avanza el Wall Street Journal, la oficialidad de la suspensión es inminente.

Juul es el líder de los cigarrillos electrónicos en el mercado estadounidense, con una cuota del 37,9%, según datos de Nielsen publicados el pasado mes de febrero. Son cuatro puntos más que su inmediato perseguidor, Vuse, marca propiedad de British American Tobacco, y que recibió la autorización definitiva de la FDA para comercializar sus productos el año pasado. En 2018, Juul llegó a tener un 75% de cuota.

En los últimos años, esta compañía ha estado rodeada de la polémica por la importante penetración que sus cigarrillos electrónicos tienen entre consumidores menores de edad, con denuncias sobre el supuesto conocimiento de la empresa acerca de la venta a adolescentes, algo que también ha suscitado diversas investigaciones de la propia FDA. Esta ya prohibió a principios de 2020 la venta de cigarrillos electrónicos de sabores, excepto aquellos con aroma mentolado y a tabaco, por su consumo entre los jóvenes.

La retirada del mercado de Juul responde a una investigación de la FDA sobre el conjunto del sector de los cigarrillos electrónicos. En septiembre pasado ya tumbó más de 6,5 millones de peticiones de licencias, muchas de productos ya presentes en el mercado, al considerar que no habían demostrado que fuesen una alternativa saludable al tabaco tradicional. En ese contexto se enmarca la decisión sobre Juul, que fue pospuesta para un mayor análisis al ser el operador con la mayor cuota.

La caída de Juul ha sido casi tan fulgurante como su éxito. Este le llevó a expandir su negocio a 14 mercados internacionales, incluido el español. Lo hizo a principios de 2019, pero duró poco más de un año.

A nivel empresarial, el gran damnificado es Altria, la compañía estadounidense dueña de Philip Morris en ese país. En 2018 decidió pagar 12.800 millones de dólares por el 35% de Juul, entonces vista como la referencia de un futuro sin cigarrillos tradicionales. Tras sucesivos deterioros, provocados por los numerosos procesos judiciales que afronta la marca de cigarrillos electrónicos, a 31 de diciembre de 2021 Altria valoraba su inversión en Juul en 1.700 millones de dólares, lo que implica una reducción del 87% sobre el precio pagado hace cuatro años.

Sus acciones caen este miércoles cerca de un 10% en la apertura de Wall Street tras conocerse la inminente decisión de la FDA.

Normas
Entra en El País para participar