Distribución

El jeque Al Thani activa su salida de El Corte Inglés tres años antes del plazo fijado

Vende al grupo la mitad de su participación, un 5,53%, y se va del consejo

La salida se abría a los 10 años de la firma del préstamo de 1.000 millones

El jeque catarí Hamad Bin Jassim Bin Jaber Al Thani
El jeque catarí Hamad Bin Jassim Bin Jaber Al Thani

El accionista catarí abre, de forma anticipada, la puerta de salida a su presencia en el capital de El Corte Inglés. Primefin, la sociedad del jeque Al Thani, ha llegado a un acuerdo para revender al grupo de distribución la mitad del 11,07% que ostentaba hasta ahora en el mismo, por un importe de 387 millones. Por el momento conservará el otro 5,53%, aunque renuncia a su asiento en el consejo de administración y pasa de ser el tercer accionista más relevante al sexto.

El precio de la transacción valora el 100% de El Corte Inglés en 7.000 millones, en la línea de lo acordado a la entrada de Mutua en su accionariado. La compañía engordará su autocartera con las acciones recompradas, en mínimos tras la amortización acometida a principios de año. Los 387,5 millones los pagará con recursos propios, aprovechando la holgada situación financiera que tiene tras recibir los más de 1.000 millones de la alianza con Mutua. “La recompra de las acciones de Primefin, provenientes del préstamo realizado en el pasado, se enmarca dentro de la optimización financiera de la compañía”, explicó el grupo en un comunicado.

Con este movimiento, Primefin activa su salida de El Corte Inglés tres años antes de los plazos fijados en el contrato que firmó en julio de 2015, cuando concedió un préstamo participativo de 1.000 millones de euros que, a los tres años, le convirtió en accionista con el 10% del capital. El acuerdo garantizaba al accionista catarí una opción de salida del 100% de sus acciones a los 10 años de la firma del contrato. Si el inversor activaba el botón de salida, El Corte Inglés se comprometía a recomprar las acciones. El acuerdo también contemplaba una ventana en forma de salida a Bolsa, que no se llevó a cabo. La venta ahora de la mitad de su participación, y su salida del consejo, allanan la vía para una salida completa.

Al Thani, eso sí, no pierde dinero con su salida parcial. En 2018 pudo aumentar su participación en un 2,25% adicional, al tener la opción de convertir los intereses del préstamo en acciones. Sin embargo, decidió recibirlos en efectivo, por un total de 225 millones. Esto reduce a 775 millones su inyección de 2015, cuya mitad coincide con el precio acordado.

Primefin podía haber llegado a superar el 15% del capital de El Corte Inglés, si se hubiesen cumplido todos los objetivos de negocio que se marcaron en el acuerdo original, firmado en la etapa de Dimas Gimeno en la presidencia. En dividendos, el jeque ha obtenido 20 millones desde su entrada.

Impacto de la pandemia

A raíz de los efectos que la crisis del Covid-19 tuvo en el negocio de la compañía de distribución, Primefin redujo en 2020 el valor de sus acciones en el mismo en un 15%, como publicó CincoDías en mayo. Incluso en sus cuentas de ese ejercicio ya mostraba un temor a que la cantidad recuperable de su inversión se viese “significativamente impactada”.

En 2020, Primefin registró una pérdida de 144 millones, seis veces más que en 2019. Los resultados anuales que presenta esta sociedad depende de la valoración que cada año daba a sus acciones en El Corte Inglés.

En el año de la pandemia, las medidas de confinamiento o las restricciones a la movilidad “provocaron el cierre temporal de todos los establecimientos comerciales, salvo los de alimentación, y los locales de la agencia de viajes y la aseguradora”. Por todo ello, el equipo de gestión de Primefin “espera que ciertos activos, como equipamientos, inmuebles, créditos fiscales o inventarios estén significativamente impactados junto a la necesidad de reconocer provisiones u otros pasivos”, y también que “la cantidad recuperable de su inversión pueda verse significativamente impactada”.

Este es el último de una serie de movimientos de calado protagonizados por El Corte Inglés en los últimos meses. La entrada de Mutua, la salida de Víctor del Pozo con la creación de una comisión ejecutiva, la aceleración de los cierres de tiendas poco rentables o el impulso a nuevos negocios como el logístico ponen de relieve la transformación que atraviesa la compañía.

El consejo de administración se queda en nueve miembros

Composición. Los últimos movimientos organizativos y accionariales en El Corte Inglés han sacudido la composición de su consejo de administración. Con la salida de Primefin del máximo órgano de gobierno del grupo, representado en el mismo por Shahzad Shahbaz, el número de consejeros queda en nueve. Estos son Marta Álvarez, como presidenta; Cristina Álvarez, Fernando Bécker, Manuel PIzarro, Carlota Areces, como representante de Ceslar, Paloma García Peña, como representante de Mancor, y Javier Rodríguez-Ambrosini, nombrado en marzo por cooptación. A ellos se suman José Ramón de Hoces, como consejero secretario, e Ignacio Garralda, presidente de Mutua, una vez se ha cerrado de forma completa su entrada con el 8% del accionariado. Hay que recordar que en marzo salió de la empresa el entonces consejero delegado de El Corte Inglés, Víctor del Pozo. Los estatutos marcan que la composición del consejo debe estar en una horquilla de entre 8 y 15 miembros.

Normas
Entra en El País para participar