Servicios

Famaex, el ‘Uber’ del ‘facility management’, compra Servishop a la constructora Grupo IC

Quiere liderar el mercado de las reformas y el mantenimiento de inmuebles y locales comerciales. La operación impulsa su red de técnicos, que ya supera los 2.500 en todo el país

Tienda de Aristocrazy, uno de los clientes de Famaex, en Madrid.
Tienda de Aristocrazy, uno de los clientes de Famaex, en Madrid.

Famaex, la plataforma de gestión del mantenimiento de inmuebles y locales comerciales perteneciente a la cotizada Dominion y conocida como el ‘Uber’ del facility management, ha comprado Servishop a la constructora sevillana Grupo IC. La transacción, de la que no han querido desvelar el importe, permitirá a Famaex “controlar todo el ciclo de vida del inmueble, desde la reforma integral del local para una nueva apertura, hasta el mantenimiento y la reparación en años sucesivos siempre que se necesite”, dice a CincoDías el CEO de esta compañía, Jorge Prat.

La operación ampliará la red de técnicos (proveedores) de la empresa hasta superar los 2.500 en toda España y elevará su cartera de clientes, pues Servishop lleva trabajando más de 20 años en el sector de las reformas y el mantenimiento de locales comerciales “y trabaja para algunas de las marcas más importantes del sector retail”, añade.

A través de la plataforma de Famaex cualquier propietario o gestor de un inmueble puede solicitar y programar un servicio de fontanería, electricidad, cerrajería, climatización, pintura, albañilería, cristalería... en solo unos clics sin importar la hora o el lugar. La firma nació en 2016 de la mano de tres jóvenes con la idea de digitalizar un sector muy tradicional y aportar eficiencia y valor tanto al cliente como a los proveedores que dan el servicio.

“A los clientes les ofrecemos un software que es gratuito para que gestione el mantenimiento de todos sus puntos de venta. Con el pueden solicitar el servicio, recibir el presupuesto, ver cómo está evolucionando... en definitiva, pueden ver la vida completa del servicio”, continúa Prat, que remarca que ellos no venden tecnología sino servicios de mantenimiento y reforma.

La compañía, muy enfocada en empresas multipunto del sector retail, restauración y real estate, opera en toda España, ofreciendo más de 20 especialidades. Entre sus clientes están Aristocrazy, Benetton, Phone House, Cajamar y Avanza Food (con marcas como Carl’s Jr., Tommy Mel’s, La Chelinda o Tony Roma’s).

Según Prat, la tecnología les permite ser mejores en calidad y precio. “Hemos desarrollado un sistema de métricas con el que medimos unas 14 variables por cada servicio (cuánto tarda el técnico en llegar al local, cuánto tarda en subir información al sistema para que el cliente se sienta bien información, qué tiempo tarda en dar el presupuesto, etcétera) y, según esos indicadores, damos más volumen de trabajo a un técnico u otro".

El directivo aclara que sus proveedores "no compiten por precio sino por calidad" y que se aseguran que la calidad del servicio ofrecida sea lo que han pactado a nivel nacional, "pues tenemos un acuerdo de nivel de servicio (SLA) para cualquier lugar de España".

Famaex sostiene que ha trasladado la facilidad de uso que ha hecho famosas a plataformas como Uber o Cabify en movilidad al sector del facility management, una industria que ya supera los 50.000 millones anuales según datos de IFMA España. La compañía cerró 2021 con una facturación de 1,4 millones y esperar alcanzar este años los 3,2 millones. Prat reconoce que el Covid-19 ha hecho que muchos retailers redujeran sus tareas de mantenimiento y las obras de mejora, pero asegura que ya están notando el crecimiento orgánico.

"En muchos casos el objetivo de las empresas era sobrevivir los siguientes meses y ello hizo que la mayoría gastara menos de la mitad de lo que lo hacía en la época precovid, pero esto tendrá un impacto en los próximos años sobre el estado de los locales, lo que les obligará a hacer reformas y mejoras", dice.

Donde ve grandes oportunidades de negocio Prat es en los fuertes planes de expansión de algunas empresas de retaill y cadenas de restauración que han anunciado la apertura de un importante número de locales con sus enseñas. El directivo resalta que, con la compra de Servishop, quieren convertirse en un socio clave para estas compañías agilizando y economizando todo el proceso de reforma de sus nuevas aperturas. "Queremos ayudarles a que crezcan reduciendo el riesgo y el tiempo dedicado a esta tarea, y para ello estamos fortaleciendo mucho el equipo de obras, aunque no haremos obras muy grandes, pero sí obras menores, que son las que necesitan esas compañías", continúa Prat.

El CEO de Famaex recuerda que su compañía ofrece dos tipos de servicios: correctivos y predictivos. "Gracias al desarrollo de aplicaciones de reporting y analítica de datos, obtenemos un mayor flujo de información, algo que nos permite alcanzar un mayor control de todos los procesos para seguir mejorando la calidad del servicio. Y esta información permite ayudar al cliente en la toma de decisiones en materia de mantenimiento de su cartera de inmuebles, reduciendo así costes operativos y minimizando las acciones de reparaciones futuras y el mantenimiento correctivo (de cosas que se han estropeado)".

Prat destaca que la compra de Servishop les ayudará a ganar "relevancia" de cara a los proveedores (los profesionales externos con los que trabajan), lo que redundará en un mejor cumplimiento de los indicadores de calidad y en un mejor servicio al cliente. Pero también resalta que son un partner para esos proveedores: "Muchos quieren reducir su dependencia del sector asegurador y nosotros les ayudamos a crecer y a llegar a más clientes", dice.

Normas
Entra en El País para participar