Capital riesgo

DIF toma una minoría en los terminales marítimos de Boluda

La firma opera ocho instalaciones, con capacidad para 1,5 millones de contenedores

DIF toma una minoría en los terminales marítimos de Boluda

Boluda hace caja con su negocio de terminales marítimos. El gigante naviero valenciano ha acordado la venta al fondo de capital riesgo DIF de una participación minoritaria en esta filial.

La transacción engloba ocho terminales de containers repartidas por la Península Ibérica y Canarias, con una capacidad para 1,5 millones de contenedores. Y son esenciales para el transporte de mercancías desde las islas a la Península. El acuerdo firmado entre la compañía y el fondo prevé futuras inversiones en oportunidades en terminales de containers. Cada terminal cuenta con su propia estructura financiera y las partes no prevén colgar más deuda de la compañía para financiar la operación.

Estos ocho terminales operan en régimen de concesión, garantizada por las autoridades portuarias. Provén servicios de carga, descarga, almacenamiento, handling y servicios generales de carga. La filial, que da trabajo a 150 empleados, ha firmado contratos a largo plazo con la propia Boluda. Esta compañía continuará apoyando a la sociedad que ahora compartirá con DIF y se beneficiará de las líneas que cuenta entre la Península Ibérica, Islas Canarias y otras zonas de Europa y de África.

Deloitte ha trabajado como asesor de DIF en la operación, mientras que Uría se ha encaragdo de los asuntos legales y Dewry de la parte comercial y técnica. Boluda ha trabajado de la mano de Ocean Capital Partners, para los asuntos financieros, y de CMS para los temas legales. La operación está aún pendiente de obtener las autorizaciones pertinentes en materia de competencia.

Perfil del comprador

La operación se produce en un momento especialmente crítico para el sector del transporte marítimo. La vuelta a la normalidad tras el Covid-19, pero fundamentalmente el gran incremento en el precio de las materias primas por la guerra en Ucrania, ha puesto en jaque tanto el comercio mundial como ha generado importantes problemas en las cadenas de suministros a nivel global. Pero con esta filial de Boluda es la segunda vez en pocas semanas que un fondo de capital riesgo inetrnacional apuesta por el sector del transporte en España. Apollo rubricó la adquisición de un 49% en Primarío, el líder español en transporte por carretera, por unos 750 millones, en plena huelga de los transportistas y con el gasóleo en máximos.

DIF es un fondo especializado en infraestructuras con oficina en Madrid y una importante presencia en el país. Cuenta con 10.000 millones de activos bajo gestión, que se dividen en sus dos estrategias: los fondos de infraestructura tradicionales, orientados a la inversión en activos de infraetsructuras core con una vía fija de ingresos (renovables, concesiones,..); y los fondos CIF, su último lanzamiento, que invierte en firmas de tamaño mediano en telecos, energía o transportes.

La operación con Boluda es la primera que el fondo realiza en España con esta segunda estrategia. Realiza la operación con su segundo vehículo en esta estrategia, lanzado en 2019, con un tamaño de más de 1.000 millones y una decena de operaciones.El año pasado acordó con sus fondos tradicionales la compra del operador de ITV ITVlesa a Hayfin por unos 300 millones con uno de sus fondos tradicionales. También cuenta en España con la gestión de varios hospitales, el Infanta Leonor en Madrid, que adquirió una minoría en 2018 y el 100% en 2019, y el 33% en el hospital de Toledo, hasta ese momento en manos de OHL, donde es socio de Acciona y de ACS. También fue el propietario de otro paquete de concesiones en España, junto a la aseguradora Swiss Life, que vendieron a Brookfield en 2019. En este paquete se encontraba el hospital de Majadahonda y los intercambiadores de transportes de Avenida América, Plaza Castilla y Príncipe Pío en Madrid y la línea 9 de metro de Barcelona.

Normas
Entra en El País para participar