Chromebook Ampliar foto
Chromebook Unplash

Los Chromebook contarán con una nueva función perfecta para jugar

Chrome OS comienza a probar el modo VRR

Parece que Google se está tomando muy en serio su nuevo objetivo: convertir los Chromebooks en un equipo perfecto par gaming. El crecimiento de Chrome OS está siendo de altura, al punto de que se ha convertido en el segundo sistema operativo más utilizado después de Windows. Pero sigue contando con algunas carencias notables.

Una de ellas tiene que ver con la falta de opciones para jugar. Y por este motivo Google está trabajando para permitir ejecutar Steam en sus ordenadores con Chrome OS. Las prestaciones mínimas limitan su uso a los modelos de Chromebook más potentes, pero ya es un primer paso.

Y ahora, a través del portal AboutChromebooks, nos acabamos de enterar de una nueva función muy interesante y que hará que los ordenadores portátiles con Chrome OS sean perfectos para jugar. Hablamos del VRR o tasa de refresco variable, que muy pronto podría llegar a este sistema operativo.

Chrome OS 101 será compatible con el modo VRR

Samsung Chromebook ampliar foto
Samsung Chromebook Unplash

Tal y como han informado en este medio especializado en productos con Chrome OS, la versión 101 cuenta con la bandera “chrome://flags#enable-variable-refresh-rate” que permite activar el modo VRR. Evidentemente, hace falta que la pantalla acepte esta tecnología, pero es un paso muy a tener en cuenta, aunque habrá muy pocos modelos de Chromebook que ofrezcan un panel compatible con VRR.

Pero aún así es una gran noticia para el objetivo de Google: conseguir que sus Chromebooks sean un dispositivo que sirva para tareas de productividad, pero también para jugar. Más que nada porque el modo VRR es una de las tecnologías más demandadas por los usuarios más gamers. Por si no la conocías, consiste en adaptar la frecuencia de refresco de la pantalla con la frecuencia de refresco que pide el juego que estás ejecutando.

Con VRR, la tasa de refresco es variable (de ahí su nombre) ya que es capaz de adaptarse a cualquier situación. Supongamos que primero abres un juego de conducción, que utiliza tasas de refresco altas y más tarde quieres probar un título convencional que requiera una menor tasa de refresco. Con VRR activado disfrutarás en todo momento de la mejor experiencia de juego.

Además, VRR también ayuda a que la pantalla sufra menos al ir cambiando los fotogramas por segundo al cambiar de escena, por lo que amplía su vida útil. Decir que esta función ya está incluida en las últimas consolas de nueva generación y otros equipos gaming, por lo que la llegada de la tasa de refresco variable a Chrome OS será una excelente noticia.

Habrá que esperar al lanzamiento de la próxima gran actualización de Chrome OS para confirmar qué ordenadores portátiles Chromebook ofrecerán soporte VRR, así que ahora solo falta tener un poco de paciencia.

 

Normas
Entra en El País para participar