La española Submer capta 30 millones para expandir su tecnología de refrigeración de centros de datos

La empresa catalana apunta crecer en Norteamérica y Asia Pacífico

La española Submer capta 30 millones para expandir su tecnología de refrigeración de centros de datos

La tecnológica catalana Submer, fundada en 2015 y participada desde su origen por el fondo Mundi Ventures, ha recaudado 30 millones de euros para acelerar su expansión internacional hacia Norteamérica y Asia Pacífico. Al accionariado de la española —líder mundial en tecnología de inmersión para centros de datos— se ha unido en esta tercera ronda de financiación Planet First Partners, especializados en inversiones sostenibles.

Submer ha desarrollado una tecnología patentada de refrigeración por inmersión como una alternativa a los sistemas de refrigeración tradicionales basados en aire, que son, actualmente, la opción dominante para los centros de datos de todo el mundo. Pero la solución de la compañía española ya está siendo utilizada por las principales empresas de tecnología de la información como Telefónica y está respaldada por Intel.

Con esta alternativa, Submer busca reducir el impacto medioambiental de los centros de datos, así como el consumo energético de estas instalaciones, que supone una parte muy relevante de sus costes totales. Se proyecta que a nivel mundial los centros de datos consumirán el 10% de la electricidad y serán responsables del 2,75% de las emisiones de efecto invernadero para 2025, lo que los situará por encima de la industria aerolínea en términos de huella de carbono.

De hecho, en Irlanda, se espera que utilicen casi el 30% de la electricidad del país para 2028. Así que, para reducir la factura de la electricidad, la catalana ha desarrollado una solución de refrigeración de centros de datos basado en la inmersión en un líquido no conductor de electricidad que absorbe el calor y lo disipa para que reutilice en otras funciones como energía.

"Nuestra misión en Submer siempre ha sido ofrecer las mejores soluciones a la industria de los centros de datos para ayudar a convertir su impacto en el medio ambiente en positivo. Ahora es el momento de que la industria tome las medidas necesarias para reducir su impacto ambiental y garantizar que pueda competir en un mercado donde la sociedad y los clientes esperan servicios de cero emisiones o incluso con impacto positivo", han señalado Daniel Pope, CEO y cofundador de Submer y Pol Valls, director de operaciones y cofundador de Submer.

En concreto, la tecnología de Submer elimina el uso de gas refrigerante, utiliza un 50% menos de energía, un 99% menos de agua y un 85% menos espacio que los métodos de enfriamiento tradicionales. Con ello, además de la menor huella ambiental, el sistema de enfriamiento de Submer también ofrece ahorros significativos de costes para los propietarios de centros de datos y los prepara para la futura evolución de la regulación sobre las emisiones.

Normas
Entra en El País para participar