Telefónica Brasil eleva un 16% su remuneración al accionista al acelerar la recompra de títulos

El dividendo y la autocartera suman más de 990 millones en 2021

Prevé recibir la aprobación para comprar el negocio móvil de Oi

José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica.
José María Álvarez-Pallete, presidente de Telefónica.

Brasil volvió a ser en 2021 un mercado clave para la generación de caja de Telefónica. En una presentación para los inversores, Telefónica Brasil explicó que la remuneración para los accionistas durante el pasado año superó los 6.319 millones de reales (unos 994 millones de euros), un 16% más que en el ejercicio anterior.

La operadora española es la principal beneficiaria, dada su participación en la compañía de casi el 74% del capital.

Telefónica Brasil aprobó durante 2021 el pago de 5.823 millones de reales (unos 916 millones de euros) en concepto de dividendos e interés de capital propio, fórmula tradicional de las empresas brasileñas. La cifra supone un crecimiento del 7,5% con respecto al año anterior.

La operadora, igualmente, aceleró durante 2021 en sus planes de recompra de acciones, al destinar un total de 493 millones de reales, frente a los 23 millones de 2020. En un hecho relevante remitido a las autoridades bursátiles brasileñas, la teleco señaló que, al cierre de 2021, tenía en autocartera un total de 14,04 millones de acciones, equivalentes a un 0,83% del capital. En el cuarto trimestre del año, Telefónica Brasil adquirió 2,37 millones de títulos, que suponían un 0,14% del capital. El plan de recompra de acciones estará abierto hasta el 27 de enero. La teleco está analizando la opción de amortizar las acciones que tiene en autocartera.

La operadora, que siempre ha presumido de su alta remuneración al accionista, señaló que la rentabilidad por dividendo, al sumar la recompra de acciones, fue en 2021 del 7,8%, por el 7% de 2020 y el 6,1% de 2019.

Compra de Oi

Con respecto a las operaciones corporativas en marcha, Telefónica Brasil señaló que prevé obtener la aprobación de la autoridad de la competencia (CADE) para la compra de los activos de telefonía móvil de su rival Oi. Una transacción que ha hecho de manera conjunta con América Móvil y TIM Brasil, y que reforzará la posición de la filial de Telefónica como líder en el negocio móvil en el país.

La empresa recordó que, en noviembre pasado, los departamentos técnicos recomendaron al consejo del CADE la aprobación de la citada transacción.

La operación de Oi en su conjunto asciende a 16.500 millones de reales, si bien Telefónica abonará por su parte de los activos un total de 5.500 millones de reales (unos 866 millones de euros). La compañía, que sumará una cartera de 10,5 millones de clientes de telefonía móvil, señaló que la adquisición de estos activos permitirá mejorar la calidad de la red en todo el país. Al cierre del tercer trimestre, Telefónica Brasil sumaba contaba con 82 millones de clientes de telefonía móvil, 48 millones de contrato y 34 millones del segmento de prepago (a final de 2020 tenía 79 millones de líneas de telefonía móvil.

El concurso de acreedores de Oi, que tuvo lugar en 2016, es el mayor de la historia de Brasil.

La teleco recordó también que en la subasta de espectro para 5G realizada a finales de 2021 adquirió frecuencias en distintas bandas por un total de 1.100 millones de reales. En su presentación a los inversores, Telefónica Brasil destacó que su actual despliegue nacional de fibra sitúa a la compañía en una posición única de cara al despliegue de la red 5G.

Crecimiento de la red de fibra

Objetivo. Telefónica Brasil prevé alcanzar huella de 29 millones de unidades inmobiliarias con fibra en 2024, frente a los 18,9 millones de unidades ya cubiertas a final del tercer trimestre de 2021. “La huella de fibra de la compañía equivale a la suma de unidades de FTTH de Reino Unido, Alemania, Holanda y Australia”, dijo. En la actualidad, la empresa tiene 5,4 millones de clientes de fibra, cifra que supone el 23,8% de sus clientes de banda ancha fija.

Acuerdos. Con el despliegue orgánico, la teleco prevé llegar a 22 millones de accesos de fibra. A su vez, FiBrasil, el vehículo constituido con CDPQ, alcanzará los 6,4 millones de unidades inmobiliarias, a los que se sumaría los cerca de 800.000 accesos del acuerdo con American Tower en Minas Gerais.

Normas
Entra en El País para participar