Indra dotará con tecnología los nuevos Eurofighter y mantendrá la flota existente por más de 180 millones

La compañía es el segundo proveedor de sistemas de aviónica del Eurofigter y la única empresa europea que participará en las diferentes versiones de radar que portarán los cazas del futuro

Ignacio Mataix, consejero delegado de Indra.
Ignacio Mataix, consejero delegado de Indra.

La compañía tecnológica española Indra dotará con tecnología de vanguardia los 20 nuevos Eurofighter del Programa Halcón del Ejército del Aire español, que sustituirán a los F18 de la base aérea de Gando, en Canarias, y mantendrá la flota existente por más de 180 millones de euros, según informa hoy en un comunicado.

En concreto, Indra dotará a esos 20 nuevos Eurofighter con el radar ESCAN de Barrido Electrónico y el DASS (Sistema de Defensa electrónica), "unos de los sistemas de aviónica y sensórica más avanzados del mundo, que asegurarán la superioridad de la aeronave en las próximas décadas", añade la multinacional. El importe de las actividades de producción será superior a los 80 millones de euros.

Adicionalmente, Indra ha renovado su contrato de mantenimiento de la flota existente, lo que supone 100 millones de ingresos adicionales, a razón de 20 millones anuales por cinco años.

El consejero delegado de Indra, Ignacio Mataix, resalta en la nota que Indra es el segundo proveedor de sistemas de aviónica del Eurofighter y la única empresa europea que participará en las diferentes versiones de radar que portarán los Eurofighter en el futuro," lo que le asegura el conocimiento profundo de una tecnología clave en el mundo de la defensa".

"Estos hechos están directamente relacionados con nuestra apuesta por el desarrollo continuo de las tecnologías más vanguardistas y la digitalización de los sistemas de defensa y nuestro objetivo de ser factor tractor de la industria española desde nuestra posición de líder global en grandes programas de Defensa", añade.

El programa Halcón contempla dotar los 20 nuevos Eurofighter españoles con el radar de barrido electrónico de siguiente generación. Según Indra, este es uno de los radares embarcados más avanzados que puede portar un avión de combate y está diseñado para asegurar que la aeronave pueda intervenir en los conflictos que surjan en las próximas décadas.

La compañía detalla que el sistema aportará a esta aeronave la capacidad multifunción que requiere para seguir simultáneamente varios blancos a corta distancia, mientras escanea el espacio aéreo a cientos de kilómetros en busca de posibles amenazas. El sensor asegura a la aeronave el dominio en el combate aire-aire y aire-tierra que demanda el Ejército del Aire español.

En cuanto al subsistema de protección DASS que también lo proveerá Indra, este elemento alerta al piloto en caso de detección de amenazas contra la aeronave y activa las contramedidas de diferente naturaleza para neutralizar el ataque, interfiriendo y engañando a los sistemas electrónicos del enemigo. "Se trata del sistema del que depende la protección de la aeronave y su piloto y sin el que sería imposible operar en los escenarios complejos de forma segura", continúa la compañía presidida por Marc Murtra.

Los contratos del programa Halcón contemplan además el suministro e integración de más de 15 equipos adicionales de aviónica de los diferentes subsistemas más importantes de la plataforma, como sistemas de comunicaciones y supervivencia de la cabina, monitorización de los consumibles o gestión de la salud de la plataforma.

Este nuevo programa se suma al contrato por más de 100 millones de euros que Indra anunció el pasado mes de julio para equipar 38 Eurofighter alemanes con tecnología de vanguardia.

Indra ha destacado que su participación en la evolución del Eurofighter se suma a su papel de coordinador industrial español del programa de desarrollo del Sistema de Combate Aéreo del Futuro NGWS/FCAS, en el que es además líder internacional del pilar de sensores y líder nacional de otros tres pilares.

Normas
Entra en El País para participar