Fiscalidad

El BOE publica el nuevo impuesto de la plusvalía, que entra en vigor mañana

La FEMP respalda el texto pese a que supondrá una merma de ingresos

El BOE publica el nuevo impuesto de la plusvalía, que entra en vigor mañana

El Real Decreto-ley aprobado por el Gobierno en Consejo de Ministros con el que se adapta el Impuesto sobre el Incremento del Valor de los Terrenos de Naturaleza Urbana, conocido como plusvalía municipal, a la sentencia del Tribunal Constitucional entrará en vigor este miércoles, tras su publicación hoy en el Boletín Oficial del Estado (BOE).

El decreto establece dos opciones para determinar la cuota tributaria que el contribuyente podrá elegir para aplicarse la más beneficiosa. En concreto, los ciudadanos podrán optar por calcular el importe por el resultado objetivo de multiplicar el valor catastral por unos nuevos coeficientes que tendrán en cuenta la realidad inmobiliaria o podrán decantarse por el cálculo a través de una ganancia real, con la diferencia entre el precio de venta y el de adquisición. En caso de que el contribuyente no obtenga una ganancia patrimonial por la venta de la vivienda, quedará exento de pagar este impuesto.

La norma plantea unos nuevos coeficientes que se aplicarán sobre el valor catastral y que se actualizarán con carácter anual a través, por ejemplo, de la Ley de Presupuestos Generales del Estado. En concreto, se establece que la base imponible del impuesto será el resultado de multiplicar el valor catastral del suelo en el momento del devengo por los coeficientes que aprueben los ayuntamientos, que en ningún caso podrán exceder de los límites fijados en función del número de años transcurridos desde la adquisición del inmueble. Como ejemplo, para un periodo inferior a un año desde la adquisición de un inmueble, se fija un coeficiente del 0,14; para 1 año, el coeficiente será del 0,13; para 2 años, del 0,15 y para 3 años, del 0,16.

También como novedad, serán gravadas las plusvalías generadas en menos de un año, es decir, las que se producen cuando entre la fecha de adquisición y de transmisión ha transcurrido menos de un año y que, por tanto, pueden tener un carácter más especulativo. Esta opción ya se está aplicando en algunas ciudades.

Para su adaptación, el Ejecutivo dará a las entidades locales seis meses para adaptar su normativa al nuevo marco legal. Además, el decreto reconoce la posibilidad de que los ayuntamientos, a los solos efectos de este impuesto, corrijan hasta un 15% a la baja los valores catastrales del suelo en función de su grado de actualización. Ello garantiza que el tributo se adapte a la realidad inmobiliaria de cada municipio.

En este sentido, el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) y alcalde de Vigo, Abel Caballero, se mostró este martes a favor de la reforma en el impuesto de plusvalías que aprobó ayer el Gobierno porque es "buena" pese a que "es obvio que vamos a tener una disminución de ingresos". "Pero esto es lo que tiene que ser en favor de los ciudadanos", insistió Caballero en una entrevista en TVE recogida por Servimedia en la que reiteró que, con la reforma, no solo se consigue la "seguridad jurídica" que vienen demandando los consistorios, sino también porque "ahora intenta ser tan real y pegado a la realidad que da estas dos opciones".

Caballero defendió que, con la nueva modalidad donde se ofrece al ciudadano la opción de elegir entre dos opciones de tributación, es una "buena reforma que está diciendo que se contribuya con la plusvalía real y no como antes que algunas veces era confiscatorio", resumió.

Además, defendió la presencia de los ayuntamientos en el debate sobre la financiación que se ha abierto con las comunidades autónomas porque "llevamos casi 20 años con un sistema de financiación inamovible y las comunidades nos derivan competencias". Así, sostuvo que la situación actual "no tiene lógica" porque "nos derivan competencias" desde las comunidades autónomas y no la financiación.

Normas
Entra en El País para participar