Banca

El Banco de España prevé un aumento del crédito en el cuarto trimestre

No espera cambios en los criterios de concesión de créditos en el cuarto trimestre

Sede del BCE
Sede del BCE

El Banco de España no prevé que las entidades españolas de crédito realicen cambios "significativos" en la oferta de crédito en el cuarto trimestre del año, aunque sí espera que aumente ligeramente la demanda por parte tanto de las empresas como de los hogares, según se desprende de la Encuesta de Préstamos Bancarios que elabora el supervisor cada trimestre.

Los resultados recogidos por el Banco de España para el tercer trimestre muestran que los criterios de concesión de préstamos a las empresas habrían permanecido estables, al igual que las condiciones generales aplicadas a los créditos concedidos.

Por destinatario, el supervisor sí observa un "leve incremento" de los márgenes aplicados a los préstamos de mayor riesgo para las empresas, lo que podría explicarse por una "menor tolerancia" al riesgo por parte de las entidades financieras.

En cambio, para los hogares, las condiciones generales de los préstamos se habrían relajado ligeramente por la competencia existente en los segmentos de préstamos para adquisición de vivienda y de consumo.

En cuanto a la demanda de préstamos, habría aumentando tanto entre empresas como hogares dentro del contexto de recuperación económica y de mejora de la confianza de los consumidores registrado en los últimos meses. Sin embargo, el incremento de solicitudes se habría moderado con respecto al segundo trimestre en casi todas las modalidades.

Para el cuarto trimestre de este año, las diez entidades españolas encuestadas por el Banco de España "no esperan cambios significativos en la oferta de crédito", mientras que, de forma generalizada, prevén un ligero aumento de la demanda de créditos tanto entre las empresas
como entre los hogares.

Para estos últimos, el incremento se producirá en los préstamos para consumo y otros fines, al tiempo que se mantendrán estables las peticiones de préstamos para la adquisición de vivienda.

Impacto de la compra de activos del BCE

Por otro lado, el Banco de España ha realizado varias preguntas 'ad hoc', entre ellas, una sobre el impacto derivado de los programas de compra de activos del Banco Central Europeo (BCE).

Al respecto, las entidades españolas participantes señalaron que, entre abril y septiembre, estos programas habrían posibilitado, sobre todo, un aumento de la liquidez y una mejora en las condiciones de financiación.

Asimismo, habrían favorecido una leve relajación de la oferta de crédito y un ligero aumento del volumen de crédito concedido en algunos segmentos.

Para los próximos seis meses, las entidades financieras españolas creen que estos programas continuarán impactando de forma positiva a su situación de liquidez y a sus condiciones de financiación y que mantendrán un cierto "efecto expansivo" sobre la oferta crediticia.

Además, el Banco de España también ha cuestionado a las diez entidades participantes sobre los efectos del tipo de interés negativo de la facilidad de depósito del BCE.

En este caso, los bancos españoles han señalado de nuevo que durante los últimos seis meses esta medida "no tuvo ningún impacto significativo, ni sobre su situación financiera ni sobre las condiciones aplicadas a los créditos y depósitos.

La encuesta del BCE

El Banco Central Europeo (BCE) observa, por el contrario, que el conjunto de los bandos europeos han mantenido en el tercer trimestre los estándares de los créditos a las empresas, pero han endurecido las condiciones de los préstamos a los hogares para la compra de una vivienda.

Tras realizar su última encuesta sobre el crédito bancario, el BCE ha informado este martes de que los estándares de los créditos de consumo y otros préstamos a los hogares también se mantienen.

Un 1 % de los bancos encuestados dijo que ha endurecido las condiciones de los créditos a las empresas en el tercer trimestre (un 1 % las redujo en el segundo trimestre) y un 8 % dijo que ha endurecido las condiciones de los préstamos a los hogares para la compra de una vivienda (un 1 %
las relajó en el segundo trimestre).

Un 1 % de los bancos de la zona del euro han relajado en el tercer trimestre las condiciones de los créditos de consumo (las mantuvieron en el segundo trimestre).

Los bancos perciben que la mejora de las perspectivas económicas ha contribuido a la relajación de las condiciones de los créditos a las empresas, pero sus costes de financiación y la situación de balances les ha llevado a endurecer las condiciones de los créditos hipotecarios.

"En el cuarto trimestre de 2021, los bancos esperan endurecer los estándares de los préstamos a las empresas y para la compra de una vivienda y relajar un poco los créditos de consumo", según el BCE. Además, la demanda de préstamos de empresas y hogares continúa subiendo.

Normas
Entra en El País para participar