Financiación

Santander exprime el apetito de los inversores y coloca más de 4.000 millones en septiembre

Hoy ha adjudicado 986 millones en deuda subordinada a 11 años

La presidenta del Grupo Santander, Ana Botín.
La presidenta del Grupo Santander, Ana Botín. Efe

Santander no está dispuesto a dejar pasar la oportunidad para captar recursos a precios atractivos. Coincidiendo con la actividad que vive el mercado de capitales en las últimas jornadas, la entidad prueba suerte hoy con una emisión en libras. La modalidad escogida ha sido la de deuda subordinada con vencimiento a 11 años, pero que incluye la opción de amortización anticipada en octubre de 2027.

La entidad ha adjudicado 850 millones de libras (unos 986 millones de euros). Como viene siendo una tendencia en las últimas operaciones el apetito mostrado por los inversores ha permitido rebajar el coste de emisión. Con una demanda que supera los 1.300 millones de libras (unos 1.507 millones de euros), precio se ha rebajado en 20 puntos básicos. De acuerdo a las informaciones recogidas por Bloomberg, el coste es de un tipo de interés UKT (el índice de referencia en tipo de operaciones) más un diferencial de 165 puntos básicos, frente a los 185 con los que partía la operación. Esto equivale a una rentabilidad del 2,33%.

Credit Suisse, Goldman Sachs, HSBC, NatWest Markets, Nomura y Santander son las entidades colocadoras encargadas de llevar a buen puerto la emisión.

Septiembre ha sido un mes especialmente activo para Santander. Con la de este martes entidad ha levantado más 4.000 millones en el mercado de capitales con cuatro operaciones. Unos 1.000 millones se captaron el pasado 15 cuando con la venta de cocos al 3,265%, el mismo precio que logró CaixaBank en una operación similar y que confirma que se trata del precio más bajo logrado por una entidad del sur de Europa para este tipo de deuda. Unos días antes Santander adjudicó 1.500 millones de dólares (unos 1.270 millones de euros) en bonos con vencimiento en septiembre de 2027 y un cupón del 1,72%. Por su parte, la filial británica vendió otros 750 millones de euros en deuda senior non preferred a siete años al 0,6%.

Normas
Entra en El País para participar