Banca

WiZink gana un 61% menos por la caída del consumo

El cambio de precios en las tarjetas de crédito con pago aplazado en España tras el fallo del Tribunal Supremo, que se redujeron del 24% al 20%, también ha influido en la bajada de los beneficios

WiZink gana un 61% menos por la caída del consumo

WiZink obtuvo un beneficio de 8,48 millones de euros en el primer trimestre de 2021, un 61% inferior a los 21,86 millones que ganó en el mismo periodo del año anterior, según la información remitida al Banco de España.

El margen de intereses se redujo un 21,9%, hasta 109,8 millones de euros, con una caída de las comisiones netas del 27%, y el margen bruto se situó en 126,57 millones, un 22% menos que en el mismo periodo del año anterior.

Esta caída de los ingresos responde tanto a la contracción de la actividad de crédito al consumo en España y Portugal por la pandemia del coronavirus como al cambio de precios en las tarjetas de crédito con pago aplazado en España tras el fallo del Tribunal Supremo, que se redujeron del 24% al 20%.

El banco redujo su base de costes un 11%, al registrar 46,59 millones de gastos de explotación, y aumentó los depósitos un 15%, hasta 3.200 millones de euros.

Las pérdidas de crédito (activos financieros a coste amortizado) se redujeron un 40%, pasando de 70 millones en el primer trimestre de 2020 a 42 millones en el mismo periodo de 2021, lo que reflejaría una mejor gestión del riesgo de crédito.

La ratio de capital CET1 'phase-in' se situó en el 17,4%, mientras que la ratio de préstamos sobre depósitos es del 85%.

REDUCE LAS PROVISIONES COVID Y NO DOTA MÁS POR LITIGIOS

En cuanto a provisiones extraordinarias, la entidad revirtió 12 millones de los 61 millones que había dotado en el último trimestre de 2020 para prevenir el potencial impacto del Covid-19 en el entorno macroeconómico.

Según fuentes de la entidad consultadas por Europa Press, esta reversión de provisiones extraordinarias responde a que WiZink habría observado un menor riesgo de crédito al esperando en la salida de las moratorias.

WiZink revisó sus cuentas de 2019 para incluir una importante provisión para hacer frente al aluvión de litigios tras la sentencia del Tribunal Supremo sobre la usura en los contratos de tarjetas 'revolving' con intereses superiores al 20%, precisamente tomando como referencia un caso concreto de esta entidad.

En el primer trimestre de 2021 no ha realizado dotaciones adicionales por litigios de las tarjetas revolving, aunque mantiene en balance provisiones por cuestiones procesales y litigios por impuestos pendientes de 124,77 millones de euros, unos 50 millones menos que al cierre de diciembre.

Plan estratégico

A principios de este año, WiZink puso en marcha su nuevo plan estratégico 2021-2023 con el que buscará enfocarse en la financiación al consumo en la Península Ibérica.

Desde entonces, el banco ha logrado diversificar su negocio, entrando en el segmento de financiación de automóviles con la adquisición de Lendrock el pasado mes de marzo. Asimismo, WiZink prevé lanzar su oferta de préstamos personales digitales en el último trimestre del año.

En cuanto a la transformación de su negocio de tarjetas de crédito, la entidad ha firmado recientemente un acuerdo con el club de fútbol Benfica en Portugal con el que lanzará la tarjeta de fidelización para socios y fans del club en el último trimestre del año. Además, tiene previsto lanzar una nueva oferta de tarjetas de crédito personalizadas a finales del primer semestre en España.

Por otro lado, continúa creciendo su negocio en el punto de venta digital (Aplazame), que está incorporando una media de 100 nuevos comercios al mes y alcanzó un total de 1.463 comercios activos a cierre de marzo.

Normas
Entra en El País para participar