Financiación

Castilla y León capta 500 millones en bonos a nueve años

La demanda supera los 1.600 millones

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco.
El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco. Europa Press

Aprovechar la relativa tranquilidad para captar recursos a precios atractivos. Esa es la idea que impera en las últimas semanas en el mercado capitales con empresas y entes públicos acelerando sus planes de financiación antes de que las tensiones inflacionistas lleven a los bancos centrales a acometer ajustes en su política monetaria, una idea que ha sido descatarda por miembros del BCE y la Reserva Federal, pero que no termina de convencer a los inversores.

Un día después de que Castilla y León diera mandato a la banca para proceder a la primera emisión de deuda de 2021, la región procede a hacer efectiva la operación. La comunidad autónoma busca captar 500 millones en deuda a nueve años, un importe que no prevé elevar con independencia de la demanda. El interés que entre los inversores causa el papel español y la escasez de oferta se deja sentir en el libro de órdenes que la espera de conocer con más precisión el precio supera los 1.600 millones. Es decir, la ratio de cobertura es de tres veces la oferta. Esto ha contribuido a rebajar el coste. La emisión partía con un diferencia de 21 puntos básicos sobre la referencia del Tesoro a nueve años y se ha cerrado a los 17 puntos, cuatro menos a los inicialmente previstos.

Los bonos contarán con una calificación de Baa1 de acuerdo a los criterios de Moody's y el importe captado irá destinado en gran parte a amortizar 400 millones de euros de una emisión de deuda realizada en 2016. BBVA, CaixaBank, Deutsche Bank y HSBC son los bancos colocadores.

Con Castilla y León son ya tres las regiones que han salido al mercado en lo que va de 2021. La primera en hacerlo fue Madrid, que en plena tormenta política, captó 1.000 millones en un bono social a diez años el pasado mes de marzo. El diferencial logrado -12 puntos básicos sobre los títulos del Tesoro- fue el más estrecho conseguido hasta la fecha en una emisión pública a ese plazo por parte de la región. Un mes después las miradas estuvieron puestas en Andalucía y su debit en el mercado de deuda sostenible. Como en el caso anterior, la comunidad que pilota Juan Manuel Moreno Bonilla vendió 1.000 en deuda con vencimiento en 2031.

Normas
Entra en El País para participar