Bolsa

Línea Directa se dispara un 21% en su primer mes en Bolsa

Por capitalización, la aseguradora se sitúa entre Solaria y Mediaset

Miguel Ángel Merino, consejero delegado de Línea Directa en su salida a Bolsa.
Miguel Ángel Merino, consejero delegado de Línea Directa en su salida a Bolsa.

La aseguradora Línea Directa celebra hoy su primer mes en la Bolsa. La filial de Bankinter se anota un 20,6% desde su estreno bursátil, el pasado 29 de abril, cuando debutó a 1,318 euros por acción a través de un listing, es decir, ninguna de sus acciones cambió de dueño hasta que empezó a cotizar.

Sus títulos cerraron ayer en los 1,59 euros tras ceder un 0,8% en una sesión de indecisión en las Bolsas europeas. De esta forma, la empresa capitaliza ya 1.523 illones, lo que la sitúa por valoración entre Solaria y Mediaset.

Bankinter repartió el 82,6% de la aseguradora entre sus accionistas, dejando como primer inversor a Jaime Botín, a través de su sociedad Cartival, con un 19,15%, mientras que Bankinter ha retenido un 17,4% y Fernando Masaveu, un 4,37%. El 59,06% restante cotiza libremente en el mercado.

Previamente al estreno, Línea Directa repartió al banco un dividendo extraordinario de 120 millones de euros. Según Bankinter, la puesta a valor razonable de la participación le generará una plusvalía de aproximadamente 1.000 millones de euros, que se retendrá íntegramente como recursos propios. La aseguradora se ha comprometido a repartir más del 70% de los beneficios, lo que la sitúa como una de las cotizadas que ofrece una mejor rentabilidad por dividendo.

El consenso de los analistas recopilado por Bloomberg –cuatro firmas– le da un precio objetivo de 1,7 euros por acción, lo que implica un potencial alcista del 6,2%. La mitad recomienda su compra y los otros dos se reparten entre mantener y vender. Santander es la firma de análisis más positiva, con un precio objetivo de 1,9 euros por acción.

Normas
Entra en El País para participar