Adiós al Libro de Familia en formato papel.
Adiós al Libro de Familia en formato papel.

Adiós al Libro de Familia en papel: desde hoy solo se expedirán en versión digital

Se acabó tener que buscar por los cajones este vestigio del mundo analógico.

Seguro que a todos os ha pasado alguna vez: tenemos que hacer un trámite en las oficinas de nuestro ayuntamiento y uno de los papeles que nos piden es la fotocopia del Libro de Familia. "¿Cariño, sabes dónde está?", y la respuesta ya la conocéis: "no", por lo que toca ponerse a buscar por toda la casa ya que donde se suponía que lo teníamos guardado... ni rastro.

A partir de hoy, precisamente, esa escena pasará a mejor vida porque la forma que tendremos de relacionarnos con la administración para todo tipo de procedimientos que nos requiera de esta documentación pasará del viejo formato de papel al digital, gracias a un registro que se llevará de forma centralizada y al que tendremos acceso en cualquier momento.

No tires el de papel, todavía vale

Lo que ocurre hoy, 30 de abril de 2021, es que el Registro Civil deja de expedir el Libro de Familia en formato papel, lo que no deja en ningún limbo a todos los que tenemos en casa, ya que siguen teniendo vigencia legal a efectos de cualquier trámite que tengamos que completar. Otra cosa son los que se expidan a partir ahora, que ya solo se entregarán en formato digital a todos aquellos que los soliciten.

Libro de Familia en papel.
Libro de Familia en papel.

En el caso de los que tengan la vieja versión en papel, expedida al amparo de una ley de 1957, pueden solicitar la versión digital y operar a partir de ahora con ella, dirigiéndose al registro civil. De esta forma, existirá un periodo de años en los que será posible identificarse de una de las dos maneras hasta que, bien por el simple hecho de la llegada de nuevas generaciones, bien por decisión administrativa, se le retire cualquier validez al documento en papel.

Esta versión digital será, en realidad, una lista con los miembros del mismo núcleo familiar, ascendencia y descendencia así como todos los cambios producidos en el estado civil de sus miembros. Solicitarlo es completamente gratuito y será público. De esta forma, es posible recurrir a él en situaciones complicadas como los divorcios, donde hay casos de cónyuges que esgrimen la pérdida de ese Libro de Familia (en papel) como un método para ralentizar y dificultar los procesos.

Para cualquier información que queráis obtener en el Registro Civil de vuestra localidad, solo tenéis que acceder a la web del Ministerio de Justicia para conocer los trámites concretos para conseguirlo. O acceder desde aquí para llegar directamente a la información de vuestro municipio.

Normas
Entra en El País para participar