Finanzas

Fluidra se lanza a la Bolsa de Nueva York

Registra un programa de ADR por valor de 2,4 millones

Eloi Planes, presidente de Fluidra.
Eloi Planes, presidente de Fluidra.

Fluidra da el salto a la Bolsa de los mayores. Al tiempo que esta misma semana entrará en el Ibex 35, las acciones del fabricante español de piscinas empezarán a cotizar en la Bolsa Nueva York después de que hace tan solo unos meses comprara la empresa estadounidense CMP por 245 millones de dólares. Una oportunidad para que la compañía acceda a un pool más amplio de inversores internacionales.

La empresa ha registrado ante la SEC un programa de ADR. Los ADR son depósitos en un banco estadounidense vinculados a acciones de una compañía española. Es una forma para que los fondos de inversión en dólares inviertan en compañías españolas al margen del riesgo de la divisa que utilizan compañías como Telefónica, Santander o BBVA.

En unas ocasiones, es la propia empresa la que lanza este programa de ADR. En otras, como en el caso de Fluidra, lo hacen bancos al margen de la compañía para satisfacer el apetito de inversores concretos interesados en invertir en una empresa en dólares. En este caso, Citi ha sido la entidad que ha lanzado este producto instancia de sus inversores. El despacho Patterson Belknap Webb & Tyler se ha encargado de los asuntos legales.

La oferta está valorada en 2,4 millones. Citi oferta 50 millones de ADR, cada uno equivale en media acción de Fluidra. Los títulos de esta compañía cerraron el viernes a 23,5 euros cada uno, con un capitalización de 4.700 millones de euros.

La compañía, pese a no haber lanzado este programa en la Bolsa de Nueva York de motu proprio, considera que esta operación es un hito importante para ampliar su base inversora. Otras fuentes indican que las empresas del tamaño de Fluidra con este tipo de programas tienen un efecto limitado sobre su accionariado.

El fondo Rhône Capital –que pilota el expresidente de Aena Jose Manuel Vargas– es el segundo accionista de la compañía, con un 21,8%. Llegó al accionariado de Fluidra tras la fusión con la compañía estadounidense Zodiac. Las familias fundadoras retienen un 25%.

Al mismo tiempo que desembarca en Wall Street, el Comité Asesor Técnico decidió que Fluidra sustituyese a Bankia en el Ibex 35 a partir de hoy por la fusión de la entidad bancaria con CaixaBank. Y S&P elevó su rating un escalón, de BB a BB+. Las acciones de la compañía reaccionaron a estas noticias con contundentes subidas, superiores al 6%. Los inversores celebran que la llegada al índice supondrá que los fondos que replican al Ibex deberán incluir ahora a Fluidra en sus carteras y sea más visible para muchos otros. En este sentido, la llegada a Wall Street puede servir también para que el valor sea más visible para los inversores internacionales.

Además del fondo de private equity y de las familias fundadoras, Fluidra cuenta en su accionariado con la mayor gestora de fondos del mundo, BlackRock, que tiene un 3%. También está presente en el capital el fondo Threadneedle con otro 3,27% y el family office de Carmen Godia tiene un 5%. Todos estos accionistas minoritarios atesoran un 11%. La compañía tiene un free float del 57%.

Normas
Entra en El País para participar