El sector de la moto prevé crecer un 6,8% este año, aunque no alcanzará las ventas de 2019

La patronal Anesdor espera que se matriculen 167.000 motocicletas este año

 Un hombre echa gasolina a su moto.
Un hombre echa gasolina a su moto. Europa Press

La Asociación Nacional de Empresas del Sector de Dos Ruedas (Anesdor) estima que este ejercicio el sector de las dos ruedas en su totalidad -motocicletas, ciclomotores, triciclos y cuatriciclos ligeros y pesados- repuntará un 6,8% respecto a 2020, con 195.900 unidades vendidas, de las cuales 21.700 serán ciclomotores, un 1,7% más.

Tan solo las ventas de motocicletas crecerán un 7,6% este año, hasta 167.100 unidades matriculadas. De este modo, Anesdor espera que los datos de ventas vuelvan al crecimiento este curso tras dejar atrás un año marcado por la crisis generada por el Covid-19, aunque es consciente de que no se recuperarán los niveles de 2019.

El presidente de la patronal, Ramón Bosch, ha señalado en rueda de prensa telemática que en 2020 el 13% de los vehículos vendidos en España perteneció al sector de las dos ruedas. Según Bosch, este dato seguirá creciendo en el futuro.

Por su parte, el secretario general de Anesdor, José María Riaño, ha insistido en que dicha previsión puede variar dependiendo de cómo evolucione la pandemia y las restricciones que se impongan por parte de las administraciones.

"Somos optimistas para el 2021. En las circunstancias actuales será un año positivo, mejor que el pasado y con un crecimiento moderado, aunque con dificultades", ha subrayado.

La asociación ha destacado que este año las motos urbanas y scooters crecerán en menor medida que las motocicletas de carretera, que también pueden ser usadas por ciudad. "En esta situación sanitaria hay muchas cosas que no se pueden hacer y viajar en moto es seguro", ha señalado Riaño, por lo que espera que las ventas de motocicletas de más de 125 centímetros cúbicos aumenten un 10,4%, hasta 77.900 unidades, mientras que las de menos cilindrada subirán un 5,3%, con 89.200 unidades.

Por último, desde Anesdor también han hecho hincapié en los datos de seguridad de 2020, cuando 189 usuarios de motocicletas murieron en las carreteras, lo que supone una reducción de más del 30% en comparación con 2019 debido a la bajada de la movilidad por la pandemia.

Cambio de etiquetado y nueva fiscalidad

Anesdor también ha solicitado a las administraciones un cambio del etiquetado ambiental y una reforma de la fiscalidad para el sector, junto con nuevos planes de estímulo a la compra. Riaño ha resaltado la necesidad de una revisión del etiquetado ambiental de la automoción en general, que deje a las motos "en una mejor posición". A su juicio, una motocicleta Euro 5, que dispone de una etiqueta 'C', emite de media menos dióxido de carbono (CO2) y óxidos de nitrógeno (NOx) que los turismos con etiqueta 'ECO'.

Por ello, cree necesario que las motos Euro 5, que son las que en la actualidad se pueden vender en España, deberían tener una etiqueta ambiental que las diferencia o ser incluidas dentro de la 'ECO', ya que de ello depende, por ejemplo, poder circular por zonas de bajas emisiones dentro de las ciudades o el poder recibir diferentes ayudas.

Ha asegurado que ya se está trabajando en este aspecto con los diferentes ministerios y en coordinación de la Dirección General de Tráfico (DGT), por lo que espera que llegue "lo antes posible" para que la moto esté "bien recogida". También ha pedido que en el ámbito municipal la moto tenga un trato diferente al resto de vehículos, ya que puede ayudar a descongestionar el tráfico.

Sobre una posible reforma de la fiscalidad, desde Anesdor han insistido en que un cambio del impuesto de matriculación "no es la solución", ya que está centrado en gravar a los vehículos nuevos, "que son los más seguros".

Así, ha apostillado que modificar el impuesto de circulación sería una mejor opción, ya que cubre todo el parque de vehículos. Sería una subida "muy contenida" pero descargaría a los vehículos nuevos del pago del impuesto de matriculación, lo que ayudaría a la renovación del parque, no solo de las motos, sino de la automoción en general.

"Una reforma simple del impuesto de matriculación no va a ayudar a reducir la antigüedad del parque de vehículos", ha lamentado Riaño.

Aún así, ha reconocido que esta reforma de la fiscalidad "es un tema complejo" ya que toca diferentes administraciones, a pesar de que el Ministerio de Hacienda ha anunciado que está inmerso en una gran reforma fiscal.

Normas
Entra en El País para participar