Energía

Ence vende el 49% de su negocio de renovables al fondo inglés Ancala

La compañía percibirá hasta 359 millones y unas plusvalías por hasta 184 millones

Ence vende el 49% de su negocio de renovables al fondo inglés Ancala

Ence ha encontrado un socio para su prometedor negocio de energía verde. La compañía, que se dedica también a la producción de celulosa, ha acordado la venta del 49% de su división de renovables al fondo inglés Ancala Partners. La operación valora la filial en 884 millones, incluyendo 154 millones de deuda, mientras que Ence cerró ayer con un valor en Bolsa de unos 550 millones.

La compañía gallega recibirá un precio fijo de 225 millones y mantendrá el control de su filial, según indica en un comunicado remitido a la CNMV. Otros 134 millones se vincularán al cumplimiento de ciertos hitos financieros durante los próximos ocho años. Así, Ence percibirá hasta 359 millones por la mitad de su negocio energético, mientras que la propia compañía apunta a que las plusvalías pueden alcanzar los 184 millones.

Fuera del perímetro queda la planta termosolar de Puertollano, que compró a Iberdrola en 2018 por 184 millones. Cuenta con una potencia de 50 MW. La compañía afirma, asimismo, que ha inciiado el proceso para desprenderse también de este activo.

La operación está aún pendiente de la autorización pertinente en materia de competencia. También debe contar con luz verde de la junta de accionistas de Ence, que ha convocado una cumbre extraordinaria para el próximo 14 de diciembre. Los tres principales accionistas –el presidente de honor, Juan Luis Arregui, con el 29,4%, Jose Ignacio Comenge con el 6,35% y Víctor Urrutia con el 6,23%– ya han confirmado que votarán sí. La operación cuenta, de entrada, con el apoyo de accionistas con el 41% del capital social.

Este ingreso extra para Ence llega como agua de mayo en un momento delicado para la firma. En lo que va de año sus acciones han caído en Bolsa un 40%, hasta los 2,26 euros por título a los que cerró ayer.

Con la parte papelera –la firma augura un ebitda cero este año– todas sus esperanzas están puestas en su apuesta verde. Calcula que alcance un ebitda de 70 millones y que, en los próximos años el peso de este se multiplique por tres, centrado en la producción de biomasa, pero con la mirada puesta también en concurrir a las próximas subastas eólica y solar y crecer en este lado.

Normas
Entra en El País para participar