Transporte

Renfe culminará la adjudicación de su plan de renovación de flota en el primer semestre de 2021

El presidente, Isaías Táboas, prevé un incremento del 20% en las ventas del ejercicio 2021

Renfe culminará la adjudicación de su plan de renovación de flota en el primer semestre de 2021

Renfe ha sido señalada por el Ministerio de Transportes como motor de la recuperación y la empresa pública mantiene íntegro, en este sentido, su plan de renovación de flota. El presidente de la compañía pública, Isaías Táboas, ha señalado esta tarde en el Congreso de los Diputados que la adjudicación de los distintos concursos en juego, tras los otorgados el pasado verano de 31 trenes de ancho métrico, se producirá entre finales de este año y el primer semestre del próximo ejercicio.

El grueso del plan de flota se lo lleva el contrato de 2.726 millones para el suministro de 211 trenes de Cercanías de gran capacidad (2.270 millones), sus piezas de parque y el mantenimiento de primer nivel durante 15 años. Renfe no encargaba unidades de Cercanías desde 2007 y por este contrato pugnan Alstom, CAF, Stadler y Talgo. En esta ocasión está previsto que el mantenimiento se lleve a cabo a través de una sociedad mixta con Renfe Fabricación y Mantenimiento.

Con un presupuesto de 295 millones, también está lanzada la licitación de 40 locomotoras que permitirán la creación de la nueva serie 107 de alta velocidad. Esto es formar trenes AVE con composiciones de coches Talgo en transformación.

La demanda está en un 25% de la que se contabilizaba a noviembre de 2019 por el efecto de la pandemia

Otro concurso en marcha es del suministro de los primeros trenes de Cercanías híbridos (tracción diésel y eléctrica) y con eje de ancho variable, de los que se han pedido 38 unidades (29 más 9 opciones) por 365 millones. A ello se suma el mantenimiento de 11 de esos trenes durante 15 años, lo que eleva el montante del contrato a 474 millones.

Y con un presupuesto de 1.320 millones, la compañía que preside Isaía Táboas también licitó el suministro de hasta 105 trenes de media distancia (43 en firme y 62 opciones) junto a las piezas y su cuidado por 15 años.

Estrictamente para 2021, el operador público tiene presupuestada una inversión de 857 millones en activos reales: "La cifra duplica lo recogido en los Presupuestos de 2018, es un 156% superior a la de 2019 y mejora en un 116% la de 2020", ha dicho Táboas.

De los 857 millones citados, el 77% se va la mejora del material rodante, con 300 millones consignados ya para nuevas trenes y otro tanto que se ha reservado para reparaciones y remodelación de unidades del parque actual.

Recuperación presupuestada para 2021

Táboas se ha referido al difícil momento que atraviesa el sector del transporte, con caídas en la demanda que llegaron al 99% en los momentos más críticos del confinamiento. En la actualidad, ha resaltado el presidente de Renfe, la demanda está en un 25% de la que se contabilizaba a noviembre de 2019 por el efecto de la pandemia.

En este escenario de restricciones a la movilidad, Renfe espera perder este año unos 200 millones. La esperanza en la recuperación se ve expresada en los presupuestos del próximo ejercicio, donde se marca un alza del 20% en los ingresos, hasta los 3.807 millones. De esa cuantía, 2.053 millones deberían llegar por la venta de billetes y servicios de mercancías, y 1.356 millones se esperan por los convenios con Transportes y la Generalitat de Cataluña por las obligaciones de servicio público (OSP).

Con esta mejora estimada en los ingresos, Renfe espera un ebitda positivo de 287 millones, pero el beneficio antes de impuestos aún arrojará pérdidas por 142 millones el próximo año.En el mejor de los escenarios dibujados por el operador, la demanda a finales de 2022 estará en los términos de 2015.

Ante esta situación, Renfe está adaptando su plan estratégico y busca el reequilibrio de las aportaciones del Ministerio de Transportes y del Gobierno catalán por la prestación de servicios públicos como son las Cercanías.

Desde el PP, el diputado Andrés Lorite ha manifestado preocupación por el endeudamiento de la compañía "de 5.500 millones a largo plazo", y ha señalado que la gestión comercial es mejorable en el objetivo de atraer la demanda. "La carencia de oferta ferroviaria hace que no haya demanda", ha criticado.

Normas
Entra en El País para participar