Banca

El BCE sube el ratio de capital de Bankia en plena negociación de fusión con CaixaBank

La entidad pasará del 13,3% CET1 ‘fully loaded’ al 14,5%. La comunicación oficial del banco central es inminente

DVD 1004 (04-06-20) Jose Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, en la sede en La  Castellana. Foto Samuel Sanchez
DVD 1004 (04-06-20) Jose Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, en la sede en La Castellana. Foto Samuel Sanchez EL PAÍS

La fusión entre CaixaBank y Bankia creará el banco más solvente del Ibex 35, con un ratio CET1 fully loaded del 12,6%, según los datos a 30 de junio realizados con cálculos propios a partir de la división del capital de nivel ordinario (CET) entre sus activos ponderados por riesgos (APR), como explicó este periódico el pasado jueves. Bankia ya era, desde hace tiempo, la firma financiera más solvente del Ibex, con un ratio del 13,3% en el primer semestre del año. Pero en los próximos días su nivel mejorará aún más, y podrá codearse con las entidades más solventes de Europa con un tamaño similar.

Los directivos de Bankia esperan que en cualquier momento el Banco Central Europeo comunique oficialmente la subida en más de un punto de su ratio CET1 fully loaded para situarlo en el 14,5%, según explican fuentes financieras.

Esta subida no ha sido espontánea, no corrige ningún error del pasado. Se debe a que el BCE ha aprobado el modelo interno de Bankia para calcular el capital necesario para cubrir los riesgos de su cartera hipotecaria, que se elevan a unos 15.000 millones de euros. El uso de los modelos internos por parte de las entidades financieras necesitan ser aprobados por el BCE, ya que con ellos las entidades calculan los requerimientos de fondos propios por riesgo de crédito, riesgo de mercado y riesgo de contraparte.

Hasta ahora Bankia calculaba la necesidad de capital para hacer frente a estos riesgos con un modelo estándar, que, por lo general, eleva más las necesidades de recursos propios para cubrir los activos ponderados por riesgos, y por lo tanto reduce el ratio de capital o de solvencia.

La comunicación del BCE, que se espera para antes del cierre del presente mes, se produce coincidiendo con las negociaciones que la entidad que preside José Ignacio Goirigolzarri mantiene con CaixaBank para su fusión por absorción.

Las previsiones, de hecho, apuntan a que esta semana finalice la due diligence para poder realizar el consejo de administración para aprobar la fusión el domingo día 13. Pero, de momento, al día de ayer estaban en el aire varios puntos, entre ellos, y clave para la operación, la ecuación de canje. Inicialmente se partió de una prima sobre la cotización de Bankia del 20%, como reclamaba el principal accionista de la entidad, el FROB.

Pese tras afinar los números y bajar al detalle de las tripas de ambas entidades, CaixaBank considera alta esta remuneración. También está abierto el periodo sobre el que se calcula la cotización de Bankia.

La entidad de capital público solicitó la autorización para calcular sus APR de su cartera hipotecaria hace casi dos años, aunque es ahora cuando llega la autorización, que le suma al excedente de capital unos 1.000 millones de euros.

Su director general adjunto de la dirección financiera, Leopoldo Alverar, ya explicó a los analistas a finales de julio que ya debían haber recibido la comunicación del BCE, pero que se había retrasado por la pandemia, aunque el supervisor les dijo que recibirían la carta de aprobación en septiembre.

Dividendo extraordinario

Hasta que se produjo la pandemia, y las cuentas de los bancos ya no salían, a lo que se sumó la decisión del BCE de vetar los dividendos de las entidades financieras europeas, primero hasta octubre, y luego hasta el 1 de enero, Bankia tenía previsto repartir su excedente de capital al accionista como un dividendo extraordinario. En total, 2.500 millones de euros, aunque ya en las últimas presentaciones de resultados estas estimaciones se habían esfumado. El principal destinatario era el Estado, con el 61,8% del capital de Bankia. Para llevar a cabo esta remuneración, la entidad contaba con una subida de su ratio de capital. Al día de hoy fuentes de Bankia comentan que no han recibido aún la carta del BCE.

Normas
Entra en El País para participar