Gestair prevé cerrar este año con beneficios a pesar del coronavirus

La aerolínea de jets privados logró un préstamo de un millon de euros avalado por el ICO "en condiciones muy ventajosas"

Interior de uno de los aviones de Gestair
Interior de uno de los aviones de Gestair

La compañía de jets privados Gestair se ha visto impactada por la crisis sanitaria del coronavirus, el cierre del tráfico aéreo y la parálisis del turismo de negocios. Pese a ello, la firma, que fue adquirida por GPF Capital a Nazca a finales de 2019, mantiene un optimismo inusual entre las aerolíneas y prevé que incluso podría cerrar este año con números negros. "La Sociedad está llevando a cabo las gestiones oportunas con el objeto de hacer frente a la situación y minimizar su impacto, considerando que se trata de una situación coyuntural. Asimismo, pese a que las perspectivas del negocio se han visto afectadas en el corto plazo, se estima los resultados sigan siendo positivos en el ejercicio 2020", remarca en las cuentas anuales de la compañía, correspondientes a 2019.

En ese ejercicio, la sociedad obtuvo un beneficio de 966.512 euros, lo que supuso una caída del 33% con respecto a los 1,44 millones que registró en 2018. Un menor beneficio que está ligado con el mayor pago del impuesto de sociedades (de 235.437 a 398.135 euros) y al incremento de los gastos de personal y explotación de las 28 aeronaves con las que trabaja. Un deterioro que, sin embargo, no se produjo en el caso de la facturación, que avanzó un 3% al pasar de 119,7 a 123,2 millones de euros.

Tres son las razones que conducen a la compañía a ser optimista frente al pesimismo generalizado de las aerolíneas. La primera es que los administradores de la sociedad consideran "probable" la renovación de los contratos de mantenimiento de los aviones ejecutivos del Ejercito del Aire, que ya se adjudicó entre 2017 y 2020 por un montante cercano a los 35 millones de euros. Gestair también se ajudicó en noviembre de 2018 otro contrato con Defensa en el contexto del programa del cielo único "para la adquisición de materiales necesarios y su posterior implantación en la flota de Falcon 900 y Airbus A310". La firma asegura que dichos contratos "permitirán incrementar significativamente el volumen de negocio de la actividad, mientras que los costes de estructura no se espera que se incrementen de igual manera"

La segunda es la concesión de un préstamo de los fondos ICO por valor de un millón de euros "en condiciones muy ventajosas". Gestair asegura que la obtención de ese préstamo, equivalente al beneficio de 2019, "mejora su solvencia y su capacidad de afrontar la incertidumbre generada por el covid", y destaca también que espera continuar los programas de eficiencia de sus principales partidas de coste, optimización de uso de activos y desarollo organizativo, lo que se reflejará en "una mejora significativa en su resultado neto al final del año 2020, en línea con los objetivos financieros marcados en su plan estratégico". La firma remarca, no obstante, que "no es ajeno a nuestros resultados el freno provocado por el Covid-19, pero nuestros escenarios son bastante optimistas".

Y la tercera es la posición holgada de liquidez de la firma, como muestra la póliza de crédito a largo plazo, dotada con 5 millones de euros y con vencimiento en 2025, de la que la compañia todavía no ha hecho uso y que puede ser dispuesta por cualquiera de las empresas del grupo. "Los administradores consideran que la posición de liquidez y tesorería de la Sociedad y del Grupo al que pertenecen no compromete la aplicación del principio de empresa en funcionamiento".

Cambio de propietarios

GPF Capital compró a Nazca la aerolínea de jets privados Gestair en octubre de 2019. En esa operación el equipo gestor tomó una pequeña participación y se mantuvo al frente de la compañía en esa nueva etapa. Se trataba de Carlos Gericó (director general y procedente de Executive, quien asumirá la presidencia), Rafael Melero (director de Aviación), Ricardo Tercero (director de Mantenimiento), Anabel Azor (directora legal) y César Ovelar (Director Financiero).

En el plan estratégico se contemplaba, entre otros objetivos, la apertura de un segundo hangar en Barajas para alcanzar los 20.000 metros cuadrados en el aeropuerto madrileño. En las cuentas se especifica que Gestair se adjudicó el alquiler del hangar H1 de Barajas el pasado 19 de octubre de 2018. "Las obras de acondicionamiento se encuentran en curso y se espera que concluyan a lo largo de 2020". Ese alquiler tendrá una duración de 10 años y le habilitará para realizar operaciones de albergue de aviones y mantenimiento.

Normas
Entra en El País para participar