Los mercados se quedan sin catalizadores al alza

Las diferencias entre demócratas y republicanos ponen en riesgo nuevos estímulos en EE UU

Operadores en Wall Street en Nueva York (EE.UU.)
Operadores en Wall Street en Nueva York (EE.UU.) EFE

A falta de adoptar un rumbo fijo y habiendo dejado atrás la temporada de resultados empresariales, el mercado continúa a la espera de catalizadores que afiancen las subidas que han protagonizado los principales índices desde los mínimos que tocaron durante lo peor de la pandemia.

“El rally ha tenido una larga duración y la mayoría de las buenas noticias ya están recogidas en precio”, asegura a Reuters Francois Savary, jefe de inversiones en la firma suiza de gestión de patrimonio Prime Partners. “Hemos vuelto al terreno en el que se comprueban una y otra vez los datos macro para constatar cómo de sostenible es la recuperación y, para más inri, nos acercamos a un periodo de mayor volatilidad ante la cercanía de las elecciones estadounidenses”, asevera el experto.

Entre los acontecimientos que podrían impulsar más a los mercados se encuentran la aprobación de más estímulos fiscales por parte de Estados Unidos, una rebaja en la tensión entre Washington y Pekín y, por encima de todo, la llegada de la ansiada vacuna contra el coronavirus.
Nuria Álvarez, analista de Renta 4, considera que actualmente hay más riesgos a la baja que candidatos a catalizadores. Si bien este fin de semana Pekín y Washington celebran una conferencia telefónica, las espadas siguen en alto.

“Las tensiones entre EE UU y China continúan creciendo y por otro lado, las fricciones entre demócratas y republicanos a la hora de aprobar el paquete de estímulos han dejado las negociaciones estancadas”.Álvarez recuerda las amenazas de Trump diciendo que no va a haber un acuerdo y, en su lugar, opina que el mandatario seguirá el camino de emitir órdenes presidenciales como la del pasado sábado, mediante la cual fijó una ayuda extra al desempleo.

Julián Pascual, presidente de Buy & Hold, considera que el catalizador crítico es la vacuna contra el Covid-19. “Todo lo demás queda en segundo plano”. El experto pone un ejemplo de la importancia de este factor. “Si de repente ahora saliera un artículo científico que demostrara que no es posible una vacunación rápida, diciendo que las vacunas que hay ahora van a fracasar, los mercados caerían con fuerza hasta niveles de mínimos”.

Pascual afirma que independientemente de la efectividad de la vacuna Sputnik V impulsada por Rusia, la noticia ha sido acogida con entusiasmo por el mercado como un síntoma de que, ya sea esta cura u otra de las múltiples candidatas en la última fase de pruebas, el remedio podría estar cerca.

“Aunque las expectativas apuntan a que puede llegar más pronto que tarde, que eso es lo que ha recogido el mercado de manera positiva, queda la duda de la efectividad de la misma, cuándo llegará, la capacidad de fabricarla”, dice Álvarez sobre la vacuna. “Se está hablando de que en Estados Unidos la vacuna podría llegar a la población a mediados de 2021”, añade.

Normas
Entra en El País para participar