Sanidad contabiliza 8.532 nuevos contagios desde el viernes

El Gobierno suma 968 positivos en 24 horas, a falta de la información de Madrid, Cataluña y Navarra

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón.
El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón. EFE

El Ministerio de Sanidad ha contabilizado 8.532 nuevos contagios desde el viernes y 968 en las últimas 24 horas. El último día que Sanidad publicó datos, el viernes 31 de julio —el fin de semana el Gobierno no publica datos de casos diagnosticados ni fallecidos— el Ministerio informó de 1.525 nuevos contagios respecto al día anterior, con Aragón, Madrid y País Vasco a la cabeza, y dos fallecidos por coronavirus. Con los datos de este lunes, en total se han contagiado con el virus del Covid-19 297.054 personas.

Este lunes, Sanidad no recoge los datos de Cataluña, Madrid y Navarra. "Probablemente el número subirá de una manera importante cuando se agreguen estas cifras mañana", ha advertido Fernando Simón, el coordinador de la emergencia sanitaria. A falta de esta información, Aragón es la Comunidad Autónoma que registra más de la mitad de los contagios diarios, 586 en las últimas 24 horas. "Se está observando un incremento de casos en las últimas semanas", ha dicho el epidemiólogo, y ha remarcado que en Aragón y Cataluña la situación está estabilizándose. "Aunque en la ciudad de Zaragoza todavía hay una transmisión importante de casos", ha indicado. "Hay territorios donde se están identificando brotes que significan un cierto nivel de transmisión comunitaria: son el País Vasco, Andalucía y Murcia, aunque todas están comunicando brotes".

Las hospitalizaciones continúan aumentando, hasta las 562 con fecha de ingreso de la última semana. 37 personas han requerido cuidados intensivos durante el mismo periodo. Los fallecidos de los últimos siete días han sido 26, lo que hacen un total de 28.472 decesos.

Más de medio millar de brotes activos

"560 brotes siguen activos", ha explicado Simón. A pesar de la gran cantidad de brotes "casi todos asociados al ocio nocturno, que son los que producen un mayor número de casos y una mayor diseminación de positivos", el sistema asistencial no está bajo presión. El número de brotes asociados a temporeros ha descendido, "gracias a las medidas que las comunidades autónomas han estado tomando".

En los últimos días, la Comunidad de Madrid ha notificado aumentos en el número de los contagios y brotes. Durante el fin de semana ha comunicado nueve nuevos brotes, lo que hace un total de 21 desde que se levantó el estado de alarma. "Madrid tiene grandes capacidades asistenciales pero durante la epidemia no pudo reforzarlos, ahora mismo no tengo detalles de la capacidad de salud pública que tienen instalada, tenemos información que indican los dos sentidos, en cualquier caso debería ser una prioridad conseguir tener la capacidad suficiente para combatir el virus", ha indicado Simón.

Cataluña ha contabilizado más de 100.000 casos de Covid-19 tras cinco meses de pandemia. Los focos más preocupantes de las últimas semanas, en Barcelona y la comarca leridana del Segrià, se han contenido, pero empiezan a dispararse en la zona del Vallès y varios municipios de la corona metropolitana de Barcelona, como Sant Cugat, Gavà o Viladecans. En cualquier caso, este miércoles se cumplen los 10 días fijados por Quim Torra para saber si las medidas restrictivas han surtido efecto para evitar otro confinamiento: la prohibición de reuniones de más de 10 personas, limitaciones de aforo a la mitad en bares, restaurantes, tiendas, gimnasios o cines y el cierre de los locales nocturnos en toda la comunidad.

El Gobierno de Aragón, por su parte, ha decidido ampliar a todas las comarcas las restricciones al ocio nocturno, la prohibición del botellón y el cierre de peñas, según ha comunicado la consejera de Sanidad, Sira Repollés.

En Castilla y León, la situación empeora aunque las restricciones solo afectan, por ahora, a los 11.000 vecinos de dos municipios de Valladolid, que han vuelto a una situación similar a la de la fase 1 de la desescalada por un brote que comenzó en una comida de trabajo. Los habitantes de Iscar y Pedrajas de San Esteban no pueden salir ni entrar de sus municipios durante dos semanas excepto para ir a trabajar o por causa de fuerza mayor.

Normas
Entra en El País para participar