Alimentación

Gullón cerró 2019 con ventas récord de 387 millones y superará los 400 este año

La compañía galletera mejoró un 7,5% las ventas del año anterior y ha crecido un 20% desde 2016

Instalaciones de Gullón en Aguilar de Campoo (Palencia)
Instalaciones de Gullón en Aguilar de Campoo (Palencia)

Galletas Gullón registró en el ejercicio 2019 unos ingresos récord de 387 millones de euros. Un crecimiento de algo más del 7,5% respecto al año anterior y que da continuidad a la senda que la compañía palentina viene experimentando de forma constante desde hace más de una década. Solo desde 2016 su facturación ha crecido un 20%.

“Llevamos más de 20 años creciendo a este nivel. La compañía está bien, reinvierte, crece, y esa realimentación hace que tenga ese comportamiento positivo”, valoró a CincoDías el consejero delegado del grupo, Juan Miguel Martínez Gabaldón, con más de 30 años en la empresa.

El negocio internacional genera el 35% de los ingresos totales, estando presente en 125 países, y la previsión es de continuar creciendo en base a su apuesta por el concepto de galleta saludable, segmento que en España domina con el 35% de la cuota de mercado. Lograr que la mitad de los ingresos procedan de fuera es el gran objetivo de la compañía, aunque no será en 2020. “El mercado español lleva años estancado. Tenemos una gran capacidad de producción y un producto saludable que interesa a todos los países del mundo. Nuestros productos encajan”, analiza el consejero delegado, que remata que “el futuro de Gullón está en el exterior”.

Unos resultados que fueron aprobados este viernes en junta de accionistas, presidida por Lourdes Gullón, nombrada hace justo un año como presidenta del grupo en sustitución de su madre, María Teresa Rodríguez Sainz-Rozas, propietaria del mismo y que ostentó el puesto durante 36 años.

Gullón no informó del resultado del ejercicio, que en los últimos años ha encadenado beneficios por encima de los 40 millones de forma constante. Preguntado por ello, Martínez Gabaldón se limita a afirmar que han sido unos “beneficios importantes” que, como cada año, se han aplicado a las reservas de la sociedad y no al reparto de dividendos.

Para este año las perspectivas también son positivas. Como confirma el consejero delegado, Gullón superará los 400 millones de euros en ingresos. Este reconoce que las compras de abastecimiento provocadas en el inicio de la pandemia provocó alzas de más del 50% de la producción, lo que ha elevado los ingresos pero también los costes, al tener que reforzar la plantilla con 100 efectivos más, llegando a 1.600. “No tuvimos ningún problema de suministro y hemos tenido felicitaciones de países europeos”, dice Martínez Gabaldón, que prefiere no valorar cuál es la situación actual en la familia dueña de Gullón, tras años de conflictos. “No puedo decir nada, soy un ejecutivo. Solo que los resultados de 2019 han sido fantásticos”.

Normas
Entra en El País para participar