LVMH se reúne para evaluar la opa sobre Tiffany

El grupo francés, que en noviembre lanzó una oferta de compra sobre la joyera estadounidense, descarta comprar acciones en el mercado

Letrero del icónico local de Tiffany en la Quinta Avenida de Nueva York. rn
Letrero del icónico local de Tiffany en la Quinta Avenida de Nueva York. AFP

La junta de Louis Vuitton (LVMH) se ha reunido para discutir el plan de compra de 16.000 millones de dólares (14.460 millones de euros) de Tiffany & Co. El grupo francés de lujo lanzó en noviembre una oferta pública de adquisición por la joyería estadounidense, que se ha visto muy comprometida por la pandemia y por las protestas de los últimos días en diversas ciudades de EE UU, hasta el punto de empañar sus perspectivas en su mercado interno. El consejo de LVMH vuelve a reunirse hoy para evaluar la oferta.

En medio de la especulación sobre si el conglomerado de lujo francés no completaría la adquisición planteada, LVMH dijo que los directores se reunieron el martes para examinar el acuerdo.

El propietario de Louis Vuitton descartó comprar acciones de Tiffany en el mercado abierto. La junta "centró notablemente su atención en el desarrollo de la pandemia y su posible impacto en los resultados y perspectivas de Tiffany & Co. con respecto al acuerdo que vincula a los dos grupos", dijo LVMH en un comunicado. "Considerando los recientes rumores de mercado, LVMH confirma, en esta ocasión, que no está considerando comprar acciones de Tiffany en el mercado", ha añadido.

Desde que se llegó al acuerdo en noviembre, el brote de coronavirus ha diezmado la demanda de productos de lujo en medio del cierre de tiendas y causó una caída en las acciones de Tiffany hasta los 114,24 dólares el miércoles, por debajo de la oferta de 135 dólares de LVMH.

Los recientes disturbios sociales en los Estados Unidos, en protesta por la muerte del afroamericano George Floyd cuando estaba custodiado por la policía, además de los riesgos, pesan sobre el apetito del consumidor. Por su parte, LVMH subía un 0,6% el jueves esta mañana en París.

Los inversores han aplaudido la adquisición de Tiffany como una vía para que el gigante de lujo compita mejor con el dueño de Cartier, el grupo suizo Richemond, por el liderazgo en el mercado mundial de la joyería.

Women's Wear Daily informó a principios de esta semana que la adquisición del joyero por parte de Louis Vuitton era incierta por las perspectivas macroeconómicas para Estados Unidos.

Normas
Entra en El País para participar