Infraestructuras

Sacyr lleva a su junta dos ampliaciones de 18 millones para pagar el dividendo flexible

Más del 90% del accionariado optó el año pasado por cobrar en papel

Manuel Manrique, presidente de Sacyr.
Manuel Manrique, presidente de Sacyr.

El grupo de infraestructuras Sacyr llevará a su junta de accionistas, convocada para el 11 de junio, dos ampliaciones de capital por 18 millones de euros cada una con el fin de distribuir dividendos este año bajo la fórmula del scrip dividend.

La compañía que preside Manuel Manrique aplicará el resultado de 21,8 millones obtenido el pasado ejercicio dedicando 19,6 millones a compensar resultados negativos de años anteriores, y derivando 2,2 millones a la reserva legal.

EY será reelegido como auditor de las cuentas del grupo durante este ejercicio 2020. También se someterá a votación la reelección de Javier Adroher y Tomás Fuertes como consejeros dominicales, al tiempo que se buscará la ratificación de Luis Javier Cortés como “otro externo”.

Cobro mayoritario en papel

El pasado ejercicio Sacyr ya ejecutó una ampliación de capital en junio para activar un dividendo flexible por el que los accionistas pudieron elegir entre recibir una acción nueva por cada 39 acciones existentes, o vender a la empresa sus derechos de asignación gratuita a un precio fijo garantizado de 0,054 euros brutos por derecho. En esa ocasión el 91% eligió quedarse con las acciones.

Para el segundo dividendo flexible, en diciembre de 2019, el nuevo aumento de capital liberado dio la opción de elegir entre un nuevo título por cada 46 antiguos o cobrar 0,056 euros brutos por derecho transmitido a Sacyr. El 94% del capital optó de nuevo por cobrar en papel.

Normas
Entra en El País para participar