Alimentación

Agricultura niega subidas anómalas en los precios de los alimentos por el coronavirus

El ministerio sí reconoce que todos los agentes de la cadena alimentaria han tenido que soportar "mayores costes" debido a la crisis sanitaria del coronavirus

Cartel colocado en un frutería del mercado de Verónicas en Murcia, en el que avisa que no esta permitido tocar el género debido a la crisis del coronavirus
Cartel colocado en un frutería del mercado de Verónicas en Murcia, en el que avisa que no esta permitido tocar el género debido a la crisis del coronavirus EFE

El secretario general de Agricultura y Alimentación, Fernando Miranda, ha presidido este martes por videoconferencia la X sesión extraordinaria del Pleno del Observatorio de la Cadena Alimentaria, donde ha señalado que el Ministerio de Agricultura está vigilando los precios de los alimentos y que no se han detectado subidas anómalas por la crisis sanitaria del coronavirus.

En concreto, el Departamento está realizando un seguimiento pormenorizado de la evolución de los precios al consumo de una amplia gama de alimentos, tanto en el mercado mayorista (Mercas) como en los puntos de venta al consumidor.

Según los datos del panel de consumo alimentario del Ministerio, desde la semana 11, previa a la declaración del estado de alarma, hasta la última de la que se dispone de datos, la 16, no se han observado movimientos que puedan indicar la existencia de operaciones especulativas que provoquen incrementos de precios anómalos, frente a lo que Agricultura permanece "vigilante".

Además de los datos del panel de consumo, Miranda se ha referido al Índice de Precios al Consumo de la alimentación del Instituto Nacional de Estadística (INE) de marzo, que apenas varió el 0,1% frente a febrero, así como a la información facilitada por la distribución alimentaria.

El secretario general ha reconocido que todos los agentes de la cadena alimentaria han tenido que soportar "mayores costes" debido a la crisis sanitaria del coronavirus, como la adquisición de equipos de protección individual, adaptación de nuevos requisitos higiénico-sanitarios en los centros de acondicionamiento y manipulación de los producción, así como en los puntos de venta, sin que estos costes se hayan trasladado de manera significativa a los precios finales al consumo.

De esta forma, considera que la cadena alimentaria ha funcionado en su conjunto en el curso de una de las mayores crisis a las que se ha enfrentado la sociedad y el mundo en su conjunto, garantizando el suministro de alimentos en todo momento en calidad, cantidad y sin que se produzcan perturbaciones en los precios.

Por otro lado, Miranda ha detallado que Agricultura realizará a lo largo de este año la actualización de un primer grupo de estudios sobre la cadena de valor y la formación de precios, que incluyen el aceite de oliva virgen extra, leche líquida, melocotón y nectarina, seleccionados previa consulta con los diferentes sectores y las comunidades autónomas.

El Departamento que lidera Luis Planas atiende de esta manera la decisión tomada por el observatorio en su anterior reunión de retomar la realización de estos estudios, que se llevaron a cabo entre 2007 y 2014, ya que son una herramienta "muy útil" para obtener información fiable sobre la formación de precios en la cadena alimentaria y poder evaluar posibles distorsiones.

Durante la reunión, el secretario general ha informado sobre las actuaciones que ha realizado su Ministerio para conseguir un reparto más justo del valor a lo largo de la cadena alimentaria.

Así, el Gobierno ha promovido la modificación de la ley de la cadena alimentaria, en dos fases: mediante el Real Decreto-ley de medidas urgentes en materia de agricultura y alimentación, y a través de un anteproyecto de ley que incorporará la Directiva comunitaria sobre prácticas comerciales desleales, y que se encuentra en fase de consulta pública.

Miranda ha apuntado que en este anteproyecto se van a incorporar medidas de gran calado, como la prohibición de nuevas prácticas comerciales abusivas, que supondrá un importante avance en la lucha contra los elementos distorsionadores de la cadena agroalimentaria.

Normas
Entra en El País para participar