Economía

Argentina aplaza los pagos de deuda pública hasta 2021

El Gobierno argentino ha anunciado la medida a través de un decreto “de necesidad y urgencia”

El presidente argentino, Alberto Fernández.
El presidente argentino, Alberto Fernández. EFE

El Gobierno argentino ha anunciado, a través de un decreto “de necesidad y urgencia” publicado en el Boletín Oficial del país, el aplazamiento de los pagos de deuda pública hasta el 31 de diciembre de 2020 por la crisis sanitaria del Covid-19. 

En concreto, el decreto dispone del "diferimiento" de los pagos de servicios de intereses y amortizaciones de capital de la deuda pública argentina emitida en títulos en dólares estadounidenses y bajo ley argentina.

Uno de los principales instrumentos de deuda afectados por la medida se trata del Bonar 24. El Bono de la Nación Argentina de vencimiento en 2024 denominado en dólares cuenta con un volumen total de 19.620 millones de dólares según los datos de Rava Bursátil. Su rendimiento se sitúa hoy en el 267,2% y en lo que va de año, su precio ha caído un 21,8%. 

Según explica el medio Infobae citando a fuentes acreedoras de Argentina, entre los grandes tenedores de este bono se encontrarían Fidelity y Pimco. 

La norma dictada por el Ejecutivo ha exceptuado del aplazamiento a las Letras del Tesoro intransferibles en dólares en poder del Banco Central de Argentina, las Letras suscritas en forma directa por el Fondo de Garantías de Sustenibilidad (FGS) de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses), Letras del Tesoro en dólares estadounidenses de la Secretaría de Finanzas y de Hacienda y los bonos de los programas de gas natural.

El Ejecutivo ha explicado que resolver la situación actual de "inconsistencia macroeconómica" requiere de políticas de deuda como parte de un programa integral, para así poder restaurar la sostenibilidad de dicha deuda y recuperar un sendero de crecimiento sostenible.

Por otra parte, la norma también ha subrayado que desde diciembre de 2019 se han registrado "consistentes avances" en el proceso de gestión de la sostenibilidad de la deuda y que, con el objetivo de alcanzar los objetivos en esta materia, es necesario crear condiciones que permitan recomponer el programa financiero, comenzando con los compromisos a corto plazo.

El decreto también ha autorizado al Ministerio de Economía a efectuar las operaciones de administración de pasivos y canjes o reestructuraciones necesarias de estos títulos, con el fin de "recuperar y asegurar la sostenibilidad de la deuda pública", que, al mismo tiempo, deberá ser compatible con la recuperación de la economía productiva y con la mejora de algunos indicadores sociales básicos, en el contexto de la crisis sanitaria. 

Normas
Entra en El País para participar