El motor pide a Europa retrasar la nueva normativa de emisiones

Las principales asociaciones europeas del sector advierten de que las consecuencias que tendrá el coronavirus serán "muy severas"

El consejero delegado de FCA y presidente de ACEA, Mike Manley.
El consejero delegado de FCA y presidente de ACEA, Mike Manley.

La industria de automoción europea ha solicitado a la Comisión Europea (CE) que aplique una moratoria en la aplicaión de la nueva normativa de emisiones ante la crisis que está provocando en el sector el coronavirus, con la mayoría de las plantas de producción cerradas y una fuerte caída de las matriculaciones.

"Ninguna actividad de producción, desarrollo, prueba u homologación se está realizando en este momento. Esto trastoca los planes que habíamos llevado a cabo para prepararnos para cumplir con las leyes y las regulación de la Unión Europea existentes y futuras dentro de los plazos establecidos", han señalado en una carta dirigida a la presidenta de la CE, Ursula von der Leyen, los presidentes de las principales asociaciones del sector en el Viejo Continente.

La carta ha sido firmada por los presidentes de la Asociación de Constructores Europeos de Automóviles (ACEA), Mike Manley; de la Asociación Europea de Componentes de Automóviles (Clepa), Thorsten Muschal; de la Asociación Europa de Fabricantes de Neumáticos y Caucho (Etrma), Franco Annunziato, y del Comité del Comercio y la Reparación de Vehículos (Cecra), Jean-Charles Herrenschmidt.

No obstante, las patronales han matizado que no pretenden cuestionar las leyes "ni sus objetivos en seguridad vial, mitigación del cambio climático y la protección del medio ambiente".

La nueva normativa europea de emisiones de dióxido de carbono (CO2) entró en vigor el 1 de enero de 2020 para vehículos ligeros, y obliga a los fabricantes a que la media de sus automóviles vendidos en la región este año no genere más de 95 gramos de CO2 por kilómetro recorrido. Si sobrepasan el límite enfrentarán multas de 95 euros por cada gramo superado.

Por otra parte, desde dichas asociaciones han destacado que las consecuencias de la crisis del coronavirus en el sector serán "muy severas", por lo que han agradecido a la Comisión las diferentes medidas llevadas a cabo por la Unión Europea para facilitar liquidez a las empresas.

También han insistido en la necesidad de mirar al futuro y panificar las diferentes medidas que deberán ser tomadas después de que el brote del virus remita, por lo que la coordinación será "indispensable" para reactivar la economía.

Normas
Entra en El País para participar