Las telecos piden un uso racional de los servicios ante el riesgo de saturación de las redes

El tráfico de datos se ha disparado con el confinamiento de las personas por el coronavirus

Piden priorizar el teletrabajo y llevar el streaming de vídeo y los juegos online a horas de menos tráfico

Un viajero, recién llegados al aeropuerto de Manises, consulta su móvil protegido con una mascarilla.
Un viajero, recién llegados al aeropuerto de Manises, consulta su móvil protegido con una mascarilla. EFE

Todas las grandes operadoras españolas, Telefónica, Orange, Vodafone, MásMóvil y Euskaltel se han unido para pedir a los usuarios un uso responsable de las redes, que afrontan un fuerte crecimiento en el tráfico de datos que pasa por ellas. Las compañías, cuyas infraestructuras son consideradas críticas, quieren evitar posibles saturaciones o caídas en esta situación.

En un comunicado conjunto, las telecos indican que las redes de telecomunicaciones, tanto fijas como móviles, están viviendo en los últimos días una explosión de tráfico como consecuencia de la expansión del Covid-19 y las medidas y recomendaciones derivadas de ella.

En términos generales, el tráfico a través de las redes IP ha experimentado incrementos cercanos al 40% mientras que el uso del móvil ha aumentado alrededor de un 50% en la voz, y un 25% en los datos. Asimismo, el tráfico de las herramientas de mensajería instantánea como Whatsapp se ha multiplicado por 5 en los últimos días. El mayor uso del teletrabajo también ha tenido su reflejo en la red: el tráfico de herramientas de trabajo en remoto como Skype y Webex se ha multiplicado por 4.

Los operadores de red -Movistar, Orange, Vodafone, Grupo Masmovil y Grupo Euskaltel- disponen de equipos críticos velando por el funcionamiento de la red 24 horas 7 días a la semana, y están tomando medidas de refuerzo de sus redes similares a las que se implementan, por ejemplo, en las zonas costeras en verano.

Son medidas de redundancia geográfica para los centros desde los que se gestionan los servicios, diversificación de medios técnicos o planes operativos de desvío de actividad para prestar los servicios desde otras ubicaciones o en remoto. También se está haciendo todo lo posible para incrementar la capacidad de las redes poniendo más equipos en servicio y aumentando la capacidad de los existentes, pero estas medidas no son efectivas de forma inmediata, por lo que, para garantizar la calidad del servicio y la conectividad excelente que es necesaria, todas estas mejoras deben ir acompañadas, especialmente ahora, en la nueva situación de aislamiento en todo el país, de un uso inteligente y responsable de la red y los recursos que nos proporciona.

Por ello y de forma conjunta, los operadores han lanzado algunas recomendaciones para los clientes. “Descargar solo los documentos o archivos que de verdad se necesiten, y si pueden esperar, que se hagan por la noche o en las “horas valle” con menos concurrencia de tráfico (entre las dos y las cuatro de la tarde y entre las 12 de la noche y las ocho de la mañana)”, indican.

Además, piden que, siempre que sea posible, no se manden ficheros de mucho peso, como vídeos o ppts. Así, recomiendan que se envíen enlaces o rutas hacia donde estén almacenados. Y, si es imprescindible enviarlos, que se compriman antes o se les de un formato que pese menos, como por ejemplo de ppt a pdf.

De igual forma, piden utilizar herramientas de colaboración como Teams o Slack, y si se puede, que no siempre se haga con vídeo.

Las operadoras piden que no en envíen mails masivos, que se utilice el teléfono fijo en vez del móvil para realizar llamadas cuando sea posible. “Y, sobre todo, que se optimice el tráfico para lo que de verdad se necesite mail, trabajo en remoto, conferencias, aplicaciones escolares y de educación, acceso a información… y las herramientas de ocio, videojuegos, streaming, reproducción de vídeo en directo se reserven para las horas de menos tráfico.

España es el primer país europeo y el tercero del mundo en dotación de infraestructuras de fibra óptica y cuenta también con una de las mejores redes móviles de Europa. Es precisamente esa red, construida por los operadores con esfuerzo e inversiones millonarias, la que está permitiendo el funcionamiento óptimo de las comunicaciones digitales, haciendo así más llevadero el aislamiento en lo profesional y también en lo personal.

“Un uso racional y responsable de las redes nos permitirá a todos, proveedores del servicio, empresas y particulares, asegurar que dispondremos de una comunicación de calidad de forma sostenible en el tiempo, ante un escenario de intensificación del trabajo y la escolarización en remoto que puede prolongarse varias semanas”, afirman.

Normas
Entra en El País para participar