La banca tiene preparados más de 10.000 millones para crédito residencial este año

Las entidades confían en que 2020 será un año muy similar al ejercicio precedente, en el que entre CaixaBank, Santander y Sabadell concedieron 6.250 millones

La banca tiene preparados más de 10.000 millones para crédito residencial este año Pulsar para ampliar el gráfico

Los bancos confían en que 2020 será un año muy similar al ejercicio precedente en la concesión de crédito residencial a promotores. Todas las entidades financieras consultadas por este periódico, a excepción de Ibercaja y Unicaja, mantienen que durante el presente año y si no surgen imprevistos (no consideran que el coronavirus pueda afectar finalmente a la construcción de viviendas), la demanda de crédito promotor residencial se estabilizará en los niveles de 2019, o incluso “podría subir ligeramente”, explican fuentes de la banca.

Estas mismas fuentes, señalan que “aunque en 2019 se ha ralentizado ligeramente las ventas, bien por la nueva ley hipotecaria, que entró en vigor en 2019, bien por una mayor lentitud en la concesión de licencias para la construcción, la demanda sigue siendo fuerte, aunque hay desigualdades dependiendo de la zona. Algunas se han ralentizado, pero han entrado otras nuevas como Granada o Valladolid”.

Los fondos de inversión, y alguna aseguradora como Axa, siguen apostando fuerte por la construcción de viviendas residenciales en España, lo que contribuye al aún auge del crédito promotor, coinciden varias fuentes.

Entre los fondos que más activos siguen en España en el mercado residencial están Ares, Vivento, Hines y MG Inversores. Entre los cuatro fondos y Axa cuentan con más de 2.000 millones de euros para invertir en este mercado, explican fuentes del sector. Solo Ares dispone de más de 500 millones de euros para invertir, explican las mismas fuentes.

Directivos de la banca responsables del crédito promotor explican que durante 2018 la inversión fue mayor, pero ahora las licencias para la construcción tardan varios meses, e incluso años, dependiendo de la región. Así, aseguran que mientras que en Málaga puede tardar de seis a siete meses, en Madrid se alarga a 14 meses de media, periodo que pasa a ser de 20 meses en Denia, por poner algunos ejemplos.

Los bancos, para evitar ser penalizados vía mayores exigencias de capital por estas tardanzas, “estamos firmando la concesión de créditos solo cuando el promotor ha obtenido la licencia. Es en ese momento cuando empezamos a provisionar la inversión, y no antes, como nos ocurría en 2018, que firmábamos la operación antes de que estuviera la licencia y teníamos que comenzar a provisionar el crédito desde la firma, aunque la obra se iniciase 20 meses después”.

La entidad que encabeza el ranking de la concesión del crédito promotor residencial es CaixaBank, que el pasado año prestó 2.300 millones de euros, cifra que espera repetir este año. Se basan para ello en “los datos objetivos del sector que muestran una ralentización moderada del ritmo de ventas y una estabilización de las promociones de vivienda de obra nueva. También se espera un comportamiento similar en los precios, con un incremento alrededor del 3%”, explican desde la entidad.

El segundo puesto es para Santander, con 2.000 millones concedidos en 2019, cifra que también esperan repetir en el presente ejercicio, “si se dan las condiciones de mercado”.
Muy seguido se encuentra Banco Sabadell, tras conceder 1.950 millones, cantidad que esperan mantener este año.

Bankia, que ha estado cinco años sin poder conceder créditos a promotores por su condición de entidad con ayudas públicas, prestó 800 millones, también suma que prevé mantener.
BBVA es el único banco que no facilita la cifra del nuevo crédito promotor. Solo aporta la cifra del stock, y que ascendía en 2019 a 1.088 millones de euros en edificios terminados, a los que se suma 348 millones en construcción.

Ibercaja sumó en 2019 744 millones en préstamos a promotores residenciales, aunque para este año espera conceder 600 millones de euros. Explica que en 2019 “tuvimos algunas operaciones de volumen que no se van a repetir este año. A lo que se añade que esperamos una ligera desaceleración del mercado”.

Kutxabank concedió 548 millones de euros en créditos para viviendas residenciales, y aspiran a repetir esta suma.

Abanca también se ha convertido en un jugador destacado en el sector del crédito promotor. En 2019 prestó 1.060 millones, de los que 481 millones corresponden a crédito con garantía residencial.

Unicaja concedió en 2019 unos 353 millones de euros y 242,6 millones en 2018. Para 2020 espera una concesión menor a la del año pasado.

Las cifras de Liberbank son más modestas, como es lógico. Prestó 200 millones durante el pasado año, frente a los 90 millones de euros de 2018.

Fuentes financieras mantienen que el Brexit no ha hecho mella en el crédito promotor. “El Brexit es muy reciente, aunque se lleva años en debate. Lo que ha ocurrido en estos años es que ha descendido el número de británicos que compran vivienda en la costa española, pero los que lo hacen adquieren casas más costosas. Además, ha aumentado el número de noruegos, suecos, belgas, finlandeses o daneses que compran inmuebles en España, lo que compensa también en parte la caída del número de ingleses con vivienda en España”, destaca un directivo bancario.

Normas
Entra en El País para participar