Kutxabank vende a Cerberus préstamos dañados por 358 millones

La mayoría de los activos se sitúan en Andalucía y Madrid

Tras la operación, Kutxabank rebajará su tasa de mora al 2,5 %.
Tras la operación, Kutxabank rebajará su tasa de mora al 2,5 %.

Kutxabank ha vendido a una filial del fondo de inversión Cerberus una cartera de créditos dañados (fallidos o dudosos) que tienen un valor bruto de 358 millones. Son préstamos con garantía real, están mayoritariamente judicializados y tienen una antigüedad elevada. Son activos ubicados en su gran parte en Andalucía y Madrid.

La operación permitirá a Kutxabank una rebaja de su tasa de morosidad. El impacto previsto alcanzará los 60 puntos, con lo que caerá al 2,5 %. En concreto, la tasa de mora de la cartera hipotecaria residencial descenderá hasta el 1,5 %.

Esos números sitúan al grupo que preside Gregorio Villalabeitia como la entidad española con menor tasa de morosidad en el segmento residencial, de acuerdo con los parámetros del Banco Central Europeo.

La desinversión también mejora en diez puntos el ratio de capital CTE1, que quedará por encima del 17 %, también el más alto del sector nacional, según la Autoridad Bancaria Europea.

De cara a los stress test de 2020, el banco vasco ha mejorado su posicionamiento, según fuentes de la entidad.

La venta a la filial de Cerberus se completará en dos fases, en un proceso organizado por el banco de inversión Alantra, que también analizó esta oferta entre la veintena de propuestas presentadas. La operación reducirá los costes asociados a litigios y a la gestión de este tipo de activos. No tendrá un impacto "significativo" en la cuenta de resultados de 2019 de Kutxabank, según el grupo, y porque los resultados "se mantendrán en línea con los objetivos" ya fijados en su plan estratégico.

De paso, el banco reducirá sus provisiones por estos activos. El regulador obliga a la dotación íntegra y contra resultados o capital de los riesgos dudosos con garantía y una antigüedad de siete años.

Hace un año, Kutxabank realizó una operación similar, en ese caso por un importe de 700 millones. En cinco años ha rebajado un 78 % los activos dudosos y un 50 % la mora residencial.

 

Normas
Entra en El País para participar