Botas pide evitar “políticas improvisadas” en el camino hacia la sostenibilidad

La transición debe hacerse de manera ordenada y por sectores, dice el consejero delegado de Abanca

Francisco Botas, consejero delegado de Abanca.
Francisco Botas, consejero delegado de Abanca.

El consejero delegado de Abanca, Francisco Botas, ha defendido este lunes que la transición hacia una sociedad más sostenible debe ser "planificada y estructurada", que evite, en la medida de lo posible, "nuevos riesgos", de modo que "todos los actores del cambio sean sostenibles", por lo que ha pedido que se huya de "políticas o decisiones improvisadas".

En una intervención durante la jornada Hacia una sociedad sostenible, celebrada este lunes en Madrid con el patrocinio de Abanca, ha subrayado que la planificación contra el cambio climático debe realizarse "sector a sector". "Este cambio acelerado hacia la sostenibilidad, claramente necesario, tiene que ser sostenible en el tiempo y permanente", ha ahondado.

Botas ha señalado que este tiene que ser "un cambio en positivo" puesto que cree que va a permitir la generación de dos millones de puestos de trabajo en Europa. Además, ha estimado que la implantación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) permitirían "oportunidades de negocio" hasta 2030 por hasta 10 billones de dólares.

"Son oportunidades claras", ha resumido el responsable de la entidad gallega que, no obstante, ha incidido en que esa construcción de una sociedad sostenible ha de ser "simultánea y coordinada" para evitar caer en diferencias de costes entre geografías, donde algunas incorporen los costes del cambio a la sostenibilidad y otras no los incluyan, lo que repercutiría en diferencias de precios y en "ventajas y desventajas competitivas" según los territorios. "La transición debe ser ordenada, estructurada y planificada por sector", ha incidido.

Banca ecológica

Por otro lado, ha reflexionado sobre el papel de la banca y el de Abanca, en particular, para constituirse el sector como "decisivo, crucial y dinamizador del giro hacia una sociedad sostenible". En ese sentido, ha recordado la firma en la ONU por parte de un grupo de entidades bancarias de los Pactos de Finanzas Responsables, que ha supuesto alinear los objetivos de los bancos con los ODS, el Acuerdo de París y diferentes marcos nacionales y regionales en cuanto a sostenibilidad.

"El camino hacia la sostenibilidad es un camino irreversible, al que cada vez se sumarán más entidades como dinamizadores del cambio real", ha previsto Botas, que en su intervención ha repasado el "compromiso" de la entidad para aumentar los impactos positivos de los productos y servicios financieros que distribuye o su trabajo con los clientes en prácticas sostenibles e incluso con otros sectores no ligados a la banca pero que persiguen los mismos principios.

Por último, ha defendido el "apoyo decidido a la financiación a las empresas 'green' y también a las sociedades que están evolucionando desde el brown hacia el green". "Debemos acompañarlas de forma decidida y pensamos que estos productos y el espíritu de la entidad es cumplir de forma decidida y anticipada y, si cabe, ser pioneros en un sistema bancario nacional ecológico", ha concluido Botas.

Botas hizo hincapié en la necesidad de comprender que “la crisis climática no es episódica, sino que tiene un carácter estructural” y abogó por difundir una “comprensión holística de lo que está ocurriendo”. “No solo es necesario evitar que la temperatura promedio planetaria continúe aumentando, sino que es esencial que se reconozca y asuma la interconexión que hay entre lo ambiental, lo social y lo económico”, defendió.

Francisco Botas recordó que Abanca es una de las entidades que han suscrito los Principios de Banca Responsable de la Iniciativa Financiera del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente, y mencionó algunas de las acciones concretas que el banco ha puesto en marcha siguiendo sus premisas.

Entre ellas destacó la creación de nuevos productos y servicios, como el servicio de gestión de carteras Alpha Responsable, conformado con fondos de inversión que atienden a criterios de sostenibilidad medioambiental, compromiso social y ética en la gobernanza, la participación en proyectos del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima, el apoyo a proyectos de energías renovables, la reducción del consumo energético y de papel en las operaciones del banco, y la aplicación de políticas de crecimiento de la cartera de clientes y proyectos de categoría green.

Normas