Canarias

‘Bootcamps’, un modelo de formación que aterriza en las islas

Reboot Academy lanza el primer bootcamp de Canarias, una modalidad de formación intensiva que enseña sin conocimientos previos una profesión tecnológica concreta y con gran demanda laboral

Imagen de una clase de Reboot Academy en el edificio Archipiélago, de Satocan.
Imagen de una clase de Reboot Academy en el edificio Archipiélago, de Satocan.
Las Palmas de Gran Canaria

Objetivo, que los canarios desarrollen una carrera profesional en el sector tecnológico. El modelo de aprendizaje que propone Fernando Martín, ingeniero informático por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, licenciado en Administración de Empresas y una maestría en Ciencias de la Computación e Inteligencia de Negocios, es pionero en Canarias pese a crecer a un 30% anual (según Martín) en todo el mundo: los bootcamp, una modalidad de formación muy intensiva que enseña a sus alumnos en poco tiempo, sin conocimientos previos, una profesión tecnológica concreta y con gran demanda laboral. Reboot Academy ofrece formación en full-stack web developer (programador que conoce todas las facetas del desarrollo y sistemas operativos).

Martín comenzó a programar con siete años. Fue presidente de la Confederación Española de Empresas Junior y a los 24 años recibió una beca del Ministerio de Industria de Japón. Se quedó en Asia diez años como director tecnológico de grandes compañías y emprendió diversos negocios. Su último año en Hong Kong fue reclutado por la empresa de bootcamps más grande del mundo, General Assembly. En este periodo comprobó los beneficios del modelo.  

“Quise darle un plus, liderar un proyecto que no solo tuviera programación sino que fuera multidisciplinar”, explica. “Queremos cambiar ese perfil sedentario y limitado, creando programadores que aportan valor a la compañía, que estén integrados en los equipos y que estén preparados para crear su propia empresa, y que lo hagan con equilibrio mental, físico y espiritual.

Mi única formación era un curso de maquillaje. Al principio era horrible, pero cada vez ha ido a mejor y tras tres meses a full tienes lo que querías”.

Verónica García, estudiante

Su formación incluye cuatro módulos: tecnología, diseño de experiencia de usuario, negocio y salud. “Las tres últimas nos hacen absolutamente diferentes al resto”, afirma Romina Ojeda, directora de Marketing, “no se limitan a aprender a programar, les damos formación puntera e innovadora mediante un sistema holístico. Nuestros alumnos aprenden a desarrollar proyectos con una perspectiva 360, saben diseñar aplicaciones, entender y aportar valor al negocio”.

El caldo de cultivo para que estos sistemas funcionen en Canarias nos lo dan los datos: es la comunidad autónoma con la mayor tasa de abandono universitario, con un 38,8%, según un estudio de la Fundación BBVA; tiene la cuarta tasa más baja del país en abandono temprano de FP y bachillerato, uno de cada cinco jóvenes canarios no termina la secundaria; y la tasa de paro juvenil ronda el 40%, según el INE. Todo sumado a la gran demanda de programadores que existe en el archipiélago, muchas empresas tienen que buscarlos fuera, porque no basta con los que salen de las universidades canarias.

Creo que la educación en el futuro será así, no tiene sentido cuatro-cinco años en una universidad si lo que aprendiste en primero ya no vale de nada”.

Fico Aguiar, estudiante

“El 50% de los alumnos de informática de las universidades canarias abandonaban la carrera el primer año”, afirma Patricia Fraile, gerente del Clúster Canarias Excelencia Tecnológica. “Intuyen que se debía a la ausencia de parte práctica. Por eso, se agradecen formaciones como la que pone en marcha Reboot Academy”. Esta experta señala además que los tecnólogos serán cada vez más necesarios en todo tipo de empresas y que todas tendrán un departamento específico.

Durante tres meses, el alumnado comienza el día a las ocho y media de la mañana, siempre y de manera obligatoria con deporte. Al finalizar su formación deberán exponer ante representantes de las empresas más importantes de Canarias y del sector de tecnología los proyectos que han desarrollado en este tiempo. Será el próximo 18 de diciembre, la ocasión perfecta para que estas compañías capten este talento recién creado.

Soy fotógrafa, y quería un cambio relacionado con lo que es el futuro laboral. Requiere mucho esfuerzo, porque además partía de cero. Pero creo que se puede.

Sara Cruz, estudiante

Un poco antes, el 4 de diciembre, se celebran unas jornadas de puertas abiertas en el campus de Reboot Academy que se encuentra en Archipélago, el espacio ubicado en el edificio de Satocan. Las empresas canarias ya se han fijado en este sistema innovador y algunas, como Binter, quieren apoyar a este talento tecnológico canario aportando 45.000 euros para becas. Una información que lanzarán en los próximos días.

Normas