La educación económica se hace fuerte entre los más jóvenes

Banco de España y CNMV organizan el primer debate financiero de alumnos

Foto de familia con las autoridades y los finalistas.
Foto de familia con las autoridades y los finalistas.

Estudiantes del IES Alejandría de Tordesillas (Valladolid) y del SEK Alborán, de El Ejido (Almería), se vieron ayer las caras en la final del I Torneo Nacional de Debate Económico. La iniciativa, en la que han participado más de 1.000 estudiantes de casi 200 centros de España, se enmarca dentro de las actividades del Plan de Educación Financiera 2018-2021 de la CNMV y del Banco de España, con la colaboración del Consejo General de Economistas.

Tras un debate sobre los efectos que tendrá la digitalización en la creación y mantenimiento de empleo, fue el centro vallisoletano el que se alzó con la victoria, tras defender la postura –elegida por sorteo– de que los avances tecnológicos son una buena oportunidad para el mercado. El presidente del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, el presidente de la CNMV, Sebastián Albella, y el presidente del Consejo General de Economistas, Valentín Pich, entregaron los galardones en la sede del banco.

Más allá de la final, el plan quiere favorecer el desarrollo de habilidades que ayuden a los alumnos, ahondando en una mayor capacitación para examinar críticamente temas relacionados con la realidad económico-empresarial y obtener un nivel de cultura financiera.

El propio Sebastián Albella, presidente de la CNMV, se mostró partidario de este tipo de iniciativas: “Hoy más que nunca es vital impulsar la cultura financiera entre los jóvenes, que son los inversores y los empresarios del futuro”. Desde el regulador, aseguró, al igual que hacen otras entidades como el propio Banco de España, “siempre animamos a que se desarrollen eventos de este tipo, que favorecen el pensamiento económico y crítico en el alumnado pre universitario”.

Lo cierto es que los propios chavales, algunos de primero y otros de segundo de bachillerato, también ven con buenos ojos todos estos acontecimientos. Y ya no solo por la formación extra en economía y finanzas, sino porque este tipo de formatos les ayuda a coger soltura y experiencia en la puesta en público. “Las exposiciones y presentaciones tienen cada vez más importancia en el mundo laboral. Esto, aunque al principio nos cuesta y pone nerviosas, realmente nos ayuda a aprender a desenvolvernos”, explican las cuatro alumnas vallisoletanas ganadoras del debate.

Lo mismo destacan los tres alumnos del centro almeriense, añadiendo cómo estos formatos también ayudan a entender que ninguna opinión es totalmente certera e inamovible: “Hay temas en los que parece que tenías una opinión sólida, pero con estos debates te replanteas muchas cosas”, añaden. Además, las materias estudiadas para el debate también sirven para preparar las propias pruebas de Selectividad.

Es importante, destacó Albella, que la educación financiera no esté únicamente dirigida hacia perfiles con propensión económica. De hecho, entre los siete finalistas, además de un alumno que tiene el objetivo de estudiar Economía y Derecho, se contaron jóvenes enfocados a las Ciencias Políticas, a las Ciencias de la Salud e incluso al diseño.

Normas
Entra en El País para participar