Instagram estrena una nueva función que aumenta nuestra privacidad, ¿cómo funciona?

Instagram estrena una nueva función que aumenta nuestra privacidad, ¿cómo funciona?

La privacidad es la gran preocupación de las compañías.

La privacidad se está convirtiendo en la gran preocupación de las compañías, sobre todo Facebook está tomando medidas continuas en sus muchas aplicaciones para hacer que los datos de los usuarios no se tenga que ver envueltos en situaciones complicadas. Facebook, Whatsapp e Instagram están recibiendo importantes actualizaciones que mejoran el uso y la protección de los usuarios.

La aplicación Instagram muy popular entre los jóvenes se ha actualizado con un nuevo modo de privacidad, donde el usuario tiene más poder y control sobre lo que se comparte de su perfil, así como los datos a los que pueden acceder aplicaciones de terceros.

Los datos entregados a terceros

Durante nuestro paso por Instagram podemos ir dejando comentarios, fotos de perfil, imágenes y videos compartidos, aficiones e infinidad de datos que sin nosotros ser conscientes de ellos, les entregamos a terceros. Eso suele ocurrir en situaciones donde estamos probando una nueva aplicación y para acceder a ella, lo vinculamos con nuestra cuenta de Instagram, algo que no debería ser un problema, más bien una solución, pero que a la larga nos puede conllevar a situaciones indeseadas.

Para acabar con esto, Instagram ha creído conveniente mejorar su privacidad, dando á los usuarios un apartado desde el cual van a poder comprobar en todo momento a qué servicios de terceros han dado acceso, así como los datos que pueden recoger de ellos.

Para comenzar a disfrutar de esta nueva funcionalidad, debemos actualizar a la última versión de Instagram y posteriormente dirigirnos a Configuración > Seguridad > Aplicaciones y sitios web.

Instagram estrena una nueva función que aumenta nuestra privacidad, ¿cómo funciona?

Desde aquí podremos comprobar qué aplicaciones siguen teniendo acceso a nuestros datos, así como comprobar a cuales se lo dimos pero ya han caducado. Una vez pulsamos sobre el botón Remove, Instagram nos avisa con un mensaje de que hay algunos datos entregados anteriormente no sean recuperados y eliminados, aunque sí sabemos que no volverán a conseguir ningún dato sin nuestro nuevo permiso.

Además, podemos acceder a los permisos a los que hemos dado acceso, para comprobar qué información es la que han obtenido y restringir el acceso a algunos de ellos, los que nosotros mismos decidamos.

Una actualización de seguridad verdadera

Esta nueva funcionalidad es la que muchos usuarios venían demandando, una herramienta que encontramos por ejemplo en Twitter y que debía llegar cuanto antes. Aunque posiblemente ya tengas la nueva funcionalidad activa, su correcto funcionamiento irá llegando de aquí a seis meses, dado que se trata de un importante cambio, el cual afecta a muchos parámetros internos y externos.

Normas