Operaciones

Dentix vende 47 millones de créditos a clientes en plena búsqueda de un socio

La empresa presta dinero a los pacientes contra su propio balance; el grupo quiere atraer un inversor que compre un 30% del capital

Ángel Lorenzo Muriel, fundador y único accionista de Dentix.
Ángel Lorenzo Muriel, fundador y único accionista de Dentix.

La red de clínicas dentales Dentix sigue con su proceso de venta. Y uno de los aspectos donde más interrogantes plantean sus posibles socios es en los créditos que concede a clientes para financiar sus intervenciones dentales. La compañía vendió en 2018 a un hedge fund una cartera de 47 millones de estos prétamos, según fuentes conocedoras de la operación.

El fundador y único propietario de Dentix, Ángel Lorenzo Muriel, está decidido a aprovechar el interés por el sector. Ha fichado a Rothschild para buscar un inversor que adquiera un 30% del capital, con el objetivo de abordar después una salida a Bolsa, como publicó CincoDías el pasado 3 de abril.

Dentix cuenta con una peculiaridad dentro del sector dental en España: see se ha convertido en una suerte de banco que da créditos a sus clientes contra su propio balance. Es más, señala que el pasado ejercicio “ha continuado con la formación de su red comercial en la financiación de pacientes con la finalidad de potenciar sus ventas”.

Solo en España, contaba a cierre de 2018 con créditos pendientes de cobro por 74,2 millones, frente a los 58,51 millones que tenía a finales de 2017, según las últimas cuentas depositadas en el registro mercantil de una de las principales filiales del grupo, la que agrupa su actividad en España.

Más de 38 millones invertidos en Bolsa y fondos

Activos financieros. Dentix contaba a cierre de 2018 con una cartera de fondos de inversión y acciones comprada a 38,2 millones, si bien la caída en Bolsa en la recta final del año dejó su valor en 34,5 millones. Un portavoz de la empresa explica que se ha decidido invertir este dinero en lugar de destinarlo a reducir deuda o dejarlo en depósitos bancarios.

En este montante está también incorporada la deuda de la que se desprendió el año pasado, así como otras carteras vendidas en el pasado. La razón es que la compañía debe seguir atendiendo a su eventual impago aunque las haya traspasado a un tercero.

La empresa dispone de 333 clínicas, de las que 204 se ubican en España y el resto en Italia (50 centros), México (40), Colombia (40) y el resto entre Reino Unido y Chile. En 2018 facturó 480 millones de euros, según cifras facilitadas por la empresa, lo que supone un crecimiento del 15% en un año.

Además del proceso de Dentix, en la primavera pasada JB Capital vendió Vitaldent al gigante internacional de capital riesgo Advent, que busca más compras en España, además de impulsar el crecimiento orgánico de la firma con la inversión de más de 200 millones. Paralelamente, el fondo nacional Portobello también tiene sobre la mesa una posible venta de Vivanta, antes Unident, y que ahora opera también en el sector de belleza. Contrató para ello a Moelis, aunque actualmente el proceso está en suspenso.

Normas