Restauración

KKR excluirá de Bolsa a Telepizza tras el visto bueno de los accionistas

Más del 96% de los presentes en la junta de accionistas ha aprobado la medida.

Pablo Juantegui, presidente y consejero delegado de Telepizza.
Pablo Juantegui, presidente y consejero delegado de Telepizza.

La junta de accionistas de Telepizza ha validado este martes el inicio de una nueva etapa para la compañía de -restauración. Esta pasa por la inmediata exclusión de sus acciones de la Bolsa, después de volver al parqué en 2016, y de la implantación de la alianza con Pizza Hut, que este año tendrá un importante impacto en su cuenta de resultados.

Los accionistas presentes, representantes de algo más del 82,5% del capital social, dieron un apoyo casi unánime al consejo presidido por Pablo Juantegui, también en el punto que podría haber suscitado más polémica, la exclusión de Bolsa de las acciones a través de una orden sostenida de compra, lanzada por KKR, primer accionista, el pasado mes de mayo a un precio de seis euros por título. El fondo, a través de su filial Tasty Bidco, es propietaria del 62,8% del capital de Telepizza.

Con un respaldo del 96,3% de los votos, la junta aprobó la medida, pese a la oposición de alguno de los minoritarios presentes en la sesión. Solo resta el visto bueno de la CNMV para concluir el proceso.

La junta también aprobó, casi por unanimidad, las cuentas del ejercicio 2018, la gestión del consejo o la renovación de KPMG como auditor. También salió adelante la propuesta de dividendo extraordinario, que finalmente de 131 millones de euros, 1,31 euros por acción, que se abonará el 21 de junio. En un inicio, KKR preveía hasta 145 millones de euros, pero el pasado viernes anunció la cifra definitiva de 131 millones por “necesidades operativas” de caja”. Para Juantegui, “es la cifra adecuada para llevar a cabo el plan que tenemos.

Financiación

El dividendo se financia con los fondos procedentes de la emisión de bonos de 335 millones de euros llevada a cabo por KKR, a un tipo del 6,25% de interés y vencimiento a siete años, que tambien han servido para amortizar los 200 millones de deuda financiera que mantenía Telepizza. Con ello, el apalancamiento de la cadena de restauración pasa a ser de 4,5 veces su ebitda, algo que, según Juantegui, no impedirá que el grupo siga creciendo, sin descartar nuevas compras. “Tenemos una muy buena capacidad de caja y de desapalancamiento. Entendemos que la nueva estructura financiera nos da más flexibilidad y capacidad para crecer, y tenemos permiso de los bancos para mantener un apalancamiento de 4,5 veces”, subrayó Juantegui.

Ese crecimiento, apuntó el presidente ejecutivo y consejero delegado, vendrá del propio crecimiento orgánico, fruto de la alianza con Pizza Hut. En este punto, señaló que algunas de las conversiones de restaurantes Telepizza a Pizza Hut están registrando incrementos de ventas “de hasta el 50%”. Solo para este año, Telepizza espera llegar a 2.700 tiendas, 1.200 millones de ingresos y un ebitda de entre 75 y 80 millones.

En paralelo, no descarta adquisiciones, como sucedió en octubre en Ecuador, donde compró las franquicias de Pizza Hut de forma adicional a la alianza. “Veremos todas las oportunidades que puedan surgir”, dijo Juantegui.

Normas