El cortacésped mas rápido del mundo
El cortacésped mas rápido del mundo

Así es el cortacésped más rápido del mundo, hasta 250km/h de velocidad punta

El cortacésped más rápido del mundo

Los cortacésped fueron creados para utilizarlos en la tranquilidad de nuestro jardín, con un grave sonido mono cilíndrico y disfrutando del trayecto recortando todos los bordes de nuestra pradera. Pero estamos ante la segunda generación del cortacésped más rápido de la historia, estamos ante el Honda Mean Mower, un cortacésped que es capaz de alcanzar nada menos que los 250 km/h y una aceleración sencillamente de vértigo. Esta nueva generación ha superado otra vez un récord Guinness de velocidad, como no podía ser de otra manera, el récord del cortacésped más rápido del mundo.


Una bestia de casi 200CV


Si esperabais que este récord se iba a conseguir con un motor tradicional de cortacésped, estáis muy equivocados. Este Honda Mean Mower cuenta con un motor de mil centímetros cúbicos, y tiene nada menos que 193 caballos, por lo que estamos ante el motor de una auténtica moto deportiva de carretera. De hecho es el mismo motor que monta la motocicleta Honda CBR1000RR Fireblade SP. Como es lógico, no solo es un cortacésped en apariencia, sino que para poder superar la prueba, ha debido demostrar que es capaz de seguir cortando el césped de la forma habitual, a pesar de toda la preparación que lleva encima.

Con estos mimbres, y como podéis ver en el vídeo, este cortacésped se ha convertido en una absoluta bestia, que es capaz de acelerar de 0 a 160km/h en solo 6,285 segundos, por lo que dejaría detrás a muchísimos coches deportivos. Esto se ha podido saber gracias a dos pruebas de aceleración, realizadas en el intervalo de una hora, y entre las que debía demostrar que además podía cortar el césped. El piloto cambiaba marchas con unas levas tras el volante, un volante que como podéis ver no envidia nada al de un coche de Rallys o súper deportivo.

Sin duda es un vehículo diferente, y que como podéis imaginar solo tiene un recorrido competitivo, porque no tendría sentido alguno poner a la venta un cortacésped que es un potencial peligro para aquel que lo conduzca sin un mínimo de destreza. Eso sí, quizás algún jardinero pueda utilizarlo para cortar el césped antes que nadie de su competencia. Para hacernos una idea de la bestia ante la que estamos, este cortacésped ha podido acelerar hasta las 100 millas en solo unas centésimas menos que un McLaren F1.

Normas