El Ibex se despide de los 9.200 pendiente de Italia y su deuda

Los inversores huyen de la deuda italiana y se refugian en la española

Firma de valores en Pekín.
Firma de valores en Pekín. AP

Italia vuelve a protagonizar un nuevo sobresalto. Si hace dos semanas fue la posibilidad de que el país supere el límite de déficit del 3%, en las últimas horas es el elevado volumen de deuda el que está generando inestabilidad. El vicepresidente y ministro del Interior, Matteo Salvini, afirmó que Bruselas estudia abrir la semana que viene un procedimiento disciplinario contra Italia que se traduce en una multa de 3.500 millones. Aunque hay que esperar al 5 de junio para conocer la decisión de la CE, ya se dejaron sentir las primeras consecuencias en el mercado.

La sanción que prevé implementar Bruselas generaría una penalización sobre el PIB de hasta el 0,2%, justo lo que Ejecutivo estima que crecerá la economía este año después del recorte de ocho décimas efectuado el pasado mes de abril.

La renta fija es muy sensible a este tipo de informaciones y volvió a dejar constancia de ello. Los inversores se apresuraron a vender bonos italianos. La rentabilidad de la deuda a 10 años llegó a subir al 2,73%. No obstante, al cierre se moderó la tensión y concluyó en el 2,68%. Lo mismo ocurrió con la prima de riesgo, que cerró en los 283 puntos básicos, frente a los 290 intradía.

Los inversores que huyen de la renta fija italiana dirigen su dinero a la española. El bono a diez años, que lleva dos semanas revalidando sus mínimos históricos, cayó por primera vez del 0,8% (0,78%). El diferencial entre la deuda española con vencimiento en 2029 y la alemana al mismo plazo cae un punto básico, hasta los 95. La percepción que el mercado tiene de Italia y de España es muy distinta. Mientras Roma encadena un susto tras otros sin que hasta la fecha esto se haya traducido en una sanción, España y su crecimiento, que continúa situándose por encima de la media europea, genera confianza.

Principales cotizaciones

IBEX 35 9.329,80 -0,11%
EUROSTOXX 50 3.579,41 -0,26%
DOW JONES 26.770,20 -0,95%
USD x EUR 0,8953 -0,389%
Petroleo Brent 59,360 -0,918%

La moderación en la renta fija transalpina sirvió de alivio a la banca europea. El índice financiero del Euro Stoxx logró escalar posiciones y, si bien en algunos momentos de la sesión ocupó los últimos puestos de la tabla, al cierre estos quedaron reservados para el sector químico (-1,1%), el inmobiliario (-0,81%) y el sanitario (-0,56%). El bancario redujo las pérdidas al 0,34%. En el lado opuesto se situó la industria de recursos básicos (0,83%), la automovilística (0,7%) y los medios de comunicación (0,61%).

Las entidades españolas siguieron la estela de las europeas y al cierre de los mercados solo Santander (-0,48%) y Sabadell (-0,39%), los dos bancos con exposición al Brexit, registraban pérdidas. El resto optó por las subidas. De hecho, CaixaBank, que se anotó un 1,55%, fue el valor más alcista de la Bolsa española. Justo detrás se situó Bankia (0,97%) y ya a cierta distancia Bankinter y BBVA, con alzas del 0,74% y 0,22%, respectivamente. Aunque la subida del banco que preside Carlos Torres Vila fue limitada, le permitieron mantener los cinco euros por acción que llegó a perder el martes.

La recuperación del sector bancario no fue suficiente para que el Ibex 35 sumara su tercera jornada consecutiva en positivo. El selectivo español cayó un 0,27%, quedando a las puertas de los 9.200 puntos. Las principales plazas europeas también sucumbieron a las pérdidas. El Mib italiano fue el índice más bajista (-0,5%), seguido del Cac francés (-0,44%), el Dax alemán (-0,37%) y el FTSE británico, que tras el festivo del lunes retomó la actividad con descensos del 0,12% y pendiente de quién será el sucesor de la primera ministra británica Theresa May.

En Europa, mientras, tanto la posible fusión de Fiat y Renault como los resultados de las elecciones europeas han proporcionado algo de oxígeno al mercado, lo que permite alzas puntuales a falta de otras malas noticias. Particularmente alerta andan los inversores en el sector tecnológico, tras el caso Huawei y con el riesgo de nuevas sanciones a otras empresas en el aire.

Valores destacados en la sesión

Los bancos del Ibex compartieron el protagonismo con Naturgy. En este caso la gasista fue el valor más castigado (-2,77%) después de que Goldman Sachs rebajar su recomendación de comprar a vender. Hasta el momento solo esta firma era la que aconsejaba comprar títulos de la compañía pero tras la revalorización del 19,6% que acumula en lo que va de año, los expertos creen que ha agotado su potencial.

Fuera del selectivo destacaron Liberbank –que avanzó un 5,47% ante los rumores de una opa inminente por parte de Abanca– y Bekerley. La minera cae un 12, 7% un día después de anotarse un 35% tras el cambio político en la localidad salmantina en la que está sitúa la mina de uranio.

Normas