Telefónica dejará de cotizar en la Bolsa de Londres

La empresa justifica la decisión en el bajo volumen de negociación

Ángel Vilá, consejero delegado de Telefónica, y José María Álvarez-Pallete, presidente.
Ángel Vilá, consejero delegado de Telefónica, y José María Álvarez-Pallete, presidente.

Telefónica dejará de cotizar en la Bolsa de Londres. En un comunicado remitido al mercado de la capital británica, la teleco indica que ha notificado su intención de pedir a la Autoridad Financiera de Reino Unido (Financial Conduct Authority FCA) la cancelación de la cotización de las acciones en la London Stock Exchange.

La compañía ha decidido pedir la cancelación por el bajo volumen de negociación de las acciones en la Bolsa de Londres. Según Telefónica, no justifica los costes relativos por la cotización y por la admisión a cotización. 

La operadora señala que desde la comunicación a la FCA hasta que se pone fin a la cotización de las acciones debe pasar un plazo de al menos 20 días. De esta forma, la cancelación definitiva se hará efectiva en la mañana del próximo 16 de mayo, con lo que el último día de cotización será el 15 de mayo. 

Telefónica empezó a cotizar en la Bolsa de Londres en el año 1985, en la época en la que Luis Solana ocupaba la presidencia. Entonces, el Estado español tenía una participación en la compañía del 31,51% del capital.

En los últimos años Telefónica ha puesto fin a la cotización en distintos mercados internacionales. En 2008 dejó Alemania y Francia, y en 2011 hizo lo propio en Brasil y Japón. En la actualidad, las acciones de la teleco cotizan, además de Madrid, su mercado principal, en Buenos Aires, Lima, Nueva York y la citada Londres.

Deuda

En noviembre pasado, Telefónica decidió trasladar su mercado principal de cotización de su deuda desde Londres a Dublín. En aquel momento, la teleco aludió a la alta incertidumbre en torno a la relación futura entre Reino Unido y la Unión Europea (UE) como consecuencia del Brexit. Los instrumentos financieros que se mudaron a la capital irlandesa forman parte de su Programa de Emisiones de Deuda de su filial Telefónica Emisiones, que prevé la colocación de hasta 40.000 millones de euros. La empresa, eso sí, mantuvo la doble cotización de su deuda en Reino Unido y la República de Irlanda.

Telefónica explicó que buscaba proteger a los emisores y tenedores de bonos ante potenciales consecuencias adversas, añadiendo que la deuda permanecería cotizada en un mercado regulado dentro de la zona del Área Económica Europea. De hecho, advirtió de que el London Stock Exchange podría cesar como mercado regulado bajo las directivas comunitarias.

Normas