Banca

El gobernador del Banco de España, elegido presidente del Comité de Supervisión de Basilea

Tendrá un mandato de tres años, prorrogable otros tres

El gobernador del Banco de España, elegido presidente del Comité de Supervisión de Basilea

El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, ha sido elegido presidente del Comité de Supervisión Bancaria de Basilea (BCBS, en sus siglas en inglés). Su elección se ha producido por e grupo de gobernadores y jefes de supervisión, presido por Mario Draghi (presidente del BCE).

Hernández de Cos, que seguirá como gobernador, sustituye en el cargo a Stefan Ingves, gobernador del Banco Central de Suecia. Esta presidencia se ejerce por un periodo de tres años, que puede ser renovado una vez. Será el segundo español que se sienta en la presidencia de este comité. El primero fue Jaime Caruana, exgobernador del Banco de España, quien ocupó el mismo cargo entre 2003 y 2006, justo antes de presidir el BIS, Banco Internacional de Pagos.

Según los expertos, este es un cargo de gran prestigio internacional. Con su nombramiento, según fuentes financieras "no solo se reconoce la valía del gobernador, sino de la institución supervisora española". Tras un largo bache que se corresponden con los años de la crisis financiera, el Banco de España ha vuelto a ganar prestigio entre los supervisores europeos, añaden otras fuentes financieras.

De momento, el Banco de España es el banco central con más presencia de mujeres en altos cargos, cambio que se ha producido a raíz del ascenso de Hernández de Cos al puesto de gobernador.

España va ganando peso en los órganos financieros y económicos internacionales, tras un bache en el que apenas había representación española en las grandes instituciones oficiales internacionales.

Hace unas semanas la Autoridad Bancaria Europea (EBA) propuso como candidato para su presidencia a José Manuel Campa, en sustitución de Andrea Enria, que ha pasado a ser el presidente del Mecanismo Único Europeo (MUS) en e Banco Central Europeo (BCE). Campa, que fue secretario de Estado de Economía con Zapatero y hasta ahora era director de relaciones con Inversores y Analistas de Banco Santander, está a la espera del último paso burocrático para ser nombrado oficialmente.

El que fuera ministro de Economía, Luis de Guindos, con el gobierno de Mariano Rajoy, también ha logrado colocarse entre los hombres más influyentes, al acceder al cargo de vicepresidente del BCE el pasado año.

Fernando Restoy, que fue subgobernador del Banco de España desde 2012 hasta 2016, y antes vicepresidente de la CNMV, también es uno de los españoles con un cargo internacional. Es el presidente del Financial Stability Institute desde el 1 de enero de 2017.

La exsecretaria general del Tesoro Emma Navarro con Guindos, Emma Navarro, también  ocupa un alto cargo en una institución europea. Es vicepresidenta del Banco Europeo de Inversiones (BEI).

El Comité es responsable de diseñar los estándares de regulación bancaria a escala mundial. Estos estándares, que no son legalmente vinculantes, se implantan en las distintas jurisdicciones de acuerdo con el compromiso de sus miembros para adoptarlos, promoviendo así su aplicación común en el ámbito internacional. Al tiempo, el Comité es un foro para la cooperación en materia de supervisión bancaria. En definitiva, su objetivo principal es fortalecer la regulación, la supervisión y las prácticas bancarias a escala internacional, con el fin de mejorar la solvencia, la liquidez, la gobernanza y la gestión de los riesgos de los bancos, y contribuir a una mayor estabilidad financiera.

Hernández de Cos, de 48 años, lleva apenas nueve meses como gobernador del Banco de España, donde sustituyó a Luis María Linde. El relevo coincidió con el cambio de Gobierno en España tras el triunfo de la moción de censura de Pedro Sánchez. Economista por el Colegio Universitario de Estudios Financieros y licenciado en Derecho por la UNED, Hernández de Cos entró en el Banco de España en 1997 y ha ocupado anteriormente puestos de relieve en comités y consejos de entidades como el BCE, el BIS y la Unión Europea.

Normas