Cuenta resultados

Enagás gana 442,6 millones, un 9,8% menos, por el efecto de la integración de su negocio en Chile

El Ebitda se reduce un 4,46% por el tipo de cambio en GNL Quintero

Antonio Llardén, presidente de Enagás
Antonio Llardén, presidente de Enagás

Enagas ha cerrado el ejercicio 2018 con un beneficio después de impuestos de 442,6 millones de euros, lo que supone una caída del 9,8% respecto al cierre de 2017. Sin tener en cuenta el efecto de la consolidación de la regasificadora de Chile GNL Quintero, el beneficio habría aumentado un 1%. La cifra de  beneficio está en línea con lo previsto por los analistas de Bloomberg. 

El Ebitda de Enagás alcanzó los 1.060,7 millones de euros, lo que supone una caída del 4,55 respecto al año anterior. La compañía asegura que la cifra está "en línea con lo esperado en el año" sin tener en cuenta el efecto del tipo de cambio en Quintero. El Ebit  alcanzó 691,0 millones de euros.

Los ingresos totales bajaron el 3,1%, hasta situarse en 1.342,2 millones, con un retroceso de los ingresos por actividades reguladas del 5,9% (1.084,1  millones) y un incremento de otros ingresos de explotación del 11% (258,1 millones).

La deuda neta consolidada asciende a 4.275 millones de euros al cierre del año 2018, inferioren 733 millones a los 5.008 millones de euros registrados a 31 de diciembre de 2017.

La inversión neta en España ascendió a 60 millones y la inversión internacional fue de 192,9 millones de euros. El importe de la inversión internacional se ve compensado por la devolución parcial de las aportaciones realizadas por Enagás a TAP para la ejecución del proyecto (True up, 415,2 millones de euros), así como por la venta de la participación del grupo Swedegas (-100,5 millones de euros). 

En cuanto a extraordinarios, el resultado financiero de 2018 incluye la plusvalía por la venta de Swedegas (24,5 millones de euros). De la misma manera, el resultado financiero de 2017 incluía los efectos contables positivos derivados de la consolidación de GNL Quintero por importe de 52,4 millones de euros. El resultado financiero registra un saldo negativo de 104,6 millones de euros, superior al resultado negativo de 100,9 millones de euros de un año antes. 

La compañía ha apuntado que se propondrá a la próxima  Junta General de Accionistas el pago de un dividendo de 1,53 euros brutos por acción con cargo a las cuentas del pasado año, lo que supone un aumento  del 5% respecto al abonado con cargo a 2017

 

Normas