Tesco podría despedir a 4.500 trabajadores

La cadena británica niega los rumores de un recorte de 15.000 empleos anunciado por el 'Daily Mail'

Tesco

Los cambios en el negocio de la cadena británica Tesco podrían afectar a hasta 9.000 empleos, según ha afirmado la compañía. No obstante, la mitad de estos trabajadores serían reubicados en otras áreas de la firma, por lo tanto, se producirían alrededor de 4.500 despidos. 

La cifra anunciada está muy debajo a la publicada por el Daily Mail este fin de semana. El diario británico afirmaba que Tesco estaba estudiando recortar hasta 15.000 puestos de trabajo. La principal cadena de supermercados de Reino Unido habría tomado esta decisión después de unas navidades en la que los comercios han experimentado una bajada de las ventas.

El recorte de 15.000 empleos vendría derivado de un proceso de reestructuración con el objetivo de simplificar el negocio. Según publicaba el periódico, la compañía optaría por usar masa congelada en vez de fresca, y por una sustitución de parte del personal de las tiendas por máquinas expendedoras, según publicaba el periódico. 

"La especulación de los medios este fin de semana fue precipitada y hemos adelantado nuestra comunicación para reducir la incertidumbre generada por una información incorrecta", ha explicado la compañía.

El principal cambio operativo será la eliminación de los mostradores, aquellas secciones de los establecimientos donde los trabajadores sirven los productos bajo petición del cliente, en 90 tiendas. Los 700 locales restantes que cuentan con mostradores tendrán un servicio a tiempo completo o parcial en función de cuánto uso tengan.

La empresa ha explicado que los consumidores están comprando de forma "diferente" y cuentan con "menos tiempo" para hacerlo, por lo que están usando a los mostradores menos que hace unos años. Debido a esto, Tesco ha decidido centrarse en el autoservicio.

Asimismo, la firma también llevará a cabo cambios en el personal de sus oficinas centrales para tener una "estructura más ligera y simple".

"En nuestros cuatro años de reestructuración hemos logrado un buen progreso, pero el mercado es desafiante y necesitamos adaptarnos continuamente para seguir siendo competitivos y responder a cómo quieren comprar los clientes", ha explicado el consejero delegado de la división británica de Tesco, Jason Tarry.

Tesco es el principal empleador privado de Reino Unido, al dar empleo a alrededor de 300.000 personas. 

Normas
Entra en El País para participar