Banca

El FROB estrecha su control sobre Bankia

Ambas partes suscriben un acuerdo por el que la entidad se compromete a enviar información mantener reuniones al menos una vez al trimestre

Sede de Bankia
Sede de Bankia

El Estado, a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), ha suscrito un acuerdo con Bankia en el que se recogen los términos en los que la entidad pública ejercerá la gestión de la participación en la entidad.  En concreto, el banco se compromete a facilitar al FROB información periódica y datos esenciales que se detallan, como por ejemplo la ejecución presupuestaria, situación del capital regulatorio, requerimientos de las autoridades de supervisión... El objetivo es facilitar el seguimiento del grupo BFA Bankia por parte del Estado. También se fija la obligación de que los consejeros ejecutivos y altos directivos de Bankia se reúnan con el FROB al menos una vez al trimestre. Por su parte, el FROB se compromete a no participar en la gestión ordinaria de la entidad y a mantener la confidencialidad de la información que reciba.  

Desde el FROB aseguran que este acuerdo, enviado este viernes a la CNMV, recoge los términos en que ya se ejerce la gestión por el FROB de su participación en BFA y Bankia y no modifica la relación que ya había desde 2012.  Según el acuerdo, aunque la gestión sea independiente, el Estado realizará un "seguimiento responsable" y es por ello que se concretan los requerimientos de información y se fijan las reuniones al menos trimestralmente. 

En concreto, se exige que Bankia dé al FROB información sobre la evolución financiera en cuanto a la ejecución mensual del presupuesto y el presupuesto anual del año siguiente, emisiones de acciones o instrumentos convertibles, actividades significativas del consejo de administración e informes de expertos externos independientes de evaluación. 

También será necesario reportar o información sobre el marco del apetito al riesgo, situación del capital regulatorio, resumen trimestral de los asuntos judiciales o arbitrales masivos, así como requerimientos de las autoridades supervisoras o regulatorias que se informen en el consejo de administración. 

Finalmente, de forma trimestral, se informará al Estado sobre el "comportamiento y valoración de la entidad en los mercados de capital"

La gestión del FROB se orienta a "favorecer la recuperación de las ayudas otorgadas a la entidad". El FROB se compromete a asegurar "la utilización más eficiente de los recursos públicos". La participación de BFA (entidad controlada por el FROB) en Bankia asciende al 61,385% del capital de Bankia, según los registros de la CNMV. 

El FROB "ejercerá los derechos y obligaciones derivados de su participación" con el objetivo de "ejecutar su desinversión en los términos previstos legalmente"

El Estado, a través del FROB, en cualquier caso no participará en la administración de Bankia,
"otorgando a sus órganos de gobierno y administradores la mayor independencia y autonomía de juicio profesional para el ejercicio diligente de sus funciones", según recoge el texto.

Este acuerdo se produce una vez que Bankia completó en 2017 el Plan de Reestructuración impuesto por la Comisión Europea, por la ayuda pública recibida, y una vez ha finalizado el proceso de integración de BMN.

Normas